INFORMACIÓN DE LA ANCTL

4 Nov

 

 

NOTICIAS DE MÉXICO

 

CARTELES La México presenta la primera parte de los carteles con interesantes novedades en cuanto a formato

Muy Grande

04/11/2016 09:26

La primera parte de la Temporada Grande incorpora festejos, también, los sábados

Del 9 al 12 de diciembre se celebrará la Feria Guadalupana

Destaca la encerrona de Joselito Adame, la confirmación de Luis David o la presencia de figuras extranjeras

Vídeo oficial de la presentación de los carteles I PLAZA MÉXICOlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

La Plaza México ya tiene los carteles de la diez primeras corridas de toros que se celebrarán del 12 de noviembre al 12 de diciembre. La primera parte de la Temporada Grande presenta muchas novedades, como por ejemplo que los festejos se celebren en sábado y domingo o la incorporación de la denominada Feria Guadalupana en la que se celebrarán cuatro festejos consecutivos.

Tauro Plaza México presentó unos carteles en los que destaca la encerrona de Joselito Adame el día de la Virgen de Guadalupe, o la confirmación de Luis David de manos de su propio hermano. Además, en la nómina de toreros extranjeros destaca la presencia de Morante de la Puebla, dos tardes de José María Manzanares, Alejandro Talavante, Roca Rey y Sebastián Castella. 

Además, las novilladas que restan en la temporada se celebrarán los días 19, 20 y 21 y, posteriormente, se presentarán las dos corridas de toros restan que completan el Derecho de Apartado. Esta primera parte de la temporada lleva por nombre ‘Pasión hecha a mano’.

Los carteles son los siguientes:

Sábado 12. Zotoluco, Manzanares y Talavante (Bernaldo de Quirós)

Domingo 13. Joselito Adame, Roca Rey y Luis David Adame, que confirma (Xajay)

Sábado 26. Saldívar, Llaguno y Ginés Marín, que confirma (José Julián Llaguno)

Domingo 27. Fermín Rivera, Sergio Flores y José Garrido, que confirma (El Vergel)

Sábado 3 de diciembre. Castella, El Payo y Luis David Adame (San Isidro)

Domingo 4. Perera, Juan Pablo Sánchez y Armillita IV (Julián Hamdan)

Viernes 9. Castella, Talavante y Diego Sánchez, que confirma (Montecristo)

Sábado 10. Morante, Manzanares y Gerardo Rivera, que confirma (Teófilo Gómez)

Domingo 11. El Payo, Diego Silveti y Roca Rey (Barralva)

Lunes 12. Joselito Adame, en solitario (Distintas ganaderías)

 


 

 

 

 


 

 

 

ENTREVISTA Luis David, en exclusiva

‘Torearé con la máxima figura del toreo en México’

04/11/2016 11:11

Los hermanos Adame, en una entrevista exclusiva I DIEGO ESTRADAlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Aguascalienteslinea-pie-fotos-noticias

Joselito Adame y Luis David Adame se enfrentan a una entrevista en exclusiva apenas un día antes de su primer y esperado mano a mano. Será en Aguascalientes en el cuarto festejo de Calaveras pero antes han querido pasar por los micrófonos de Mundotoro.

Las caras lo dicen todo: responsabilidad de un duelo entre dos figuras que llevan el sino de marcar un tiempo en México y con el plus de dos hermanos que tendrán que pisar el terreno más comprometido para no dejarse ganar la batalla. El duelo está abierto.

JOSELITO ADAME

‘Quiero que sea una tarde importante, quiero poner en exposición mi tauromaquia al más alto nivel’.

‘Sé que marcaré el nivel para que Luis David se ponga en ese sitio. Es emocionante y a la vez angustioso’.

‘No habrá compasión’.

LUIS DAVID ADAME

‘Son sensaciones que no se pueden explicar’.

‘Voy a alternar con la máxima figura del toreo en México’.

‘Me gusta la variedad, la entrega. Se torea como se es y yo me considero alegre y feliz’.

 


 

 

ENTREVISTA Joselito, ante el mano a mano

‘No habrá compasión’

04/11/2016 11:11

Los hermanos Adame, en una entrevista exclusiva I DIEGO ESTRADAlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Aguascalienteslinea-pie-fotos-noticias

Joselito Adame y Luis David Adame se enfrentan a una entrevista en exclusiva apenas un día antes de su primer y esperado mano a mano. Será en Aguascalientes en el cuarto festejo de Calaveras pero antes han querido pasar por los micrófonos de Mundotoro.

Las caras lo dicen todo: responsabilidad de un duelo entre dos figuras que llevan el sino de marcar un tiempo en México y con el plus de dos hermanos que tendrán que pisar el terreno más comprometido para no dejarse ganar la batalla. El duelo está abierto.

JOSELITO ADAME

‘Quiero que sea una tarde importante, quiero poner en exposición mi tauromaquia al más alto nivel’.

‘Sé que marcaré el nivel para que Luis David se ponga en ese sitio. Es emocionante y a la vez angustioso’.

‘No habrá compasión’.

LUIS DAVID ADAME

‘Son sensaciones que no se pueden explicar’.

‘Voy a alternar con la máxima figura del toreo en México’.

‘Me gusta la variedad, la entrega. Se torea como se es y yo me considero alegre y feliz’.

 


 

 

FOTOGRAFIAS Este viernes en Querétaro

Los de Begoña para el ‘agarrón’ Adame – Payo

04/11/2016 11:12

 icono-sumario Mano a mano de alto voltaje entre Joselito Adame y El Payo

b5Los toros de Begoña en los corrales del coso I EMILIO MENDEZlinea-punteada-firma1MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

Los ejemplares de la ganadería de Begoña, propiedad de Don Alberto Bailleres, que se lidiarán esta noche en Querétaro en una mano a mano de alto voltaje entre El Payo y Joselito Adame, ya se encuentran en la plaza Santa María, donde han sido aprobados por las autoridades.Se trata de una corrida muy bien presentada de Begoña, procedente de la localidad guanajuatense de Doctor Mora y que portará los colores verde y oro en su divisa. Los ejemplares tienen las siguientes características:

No. 255 con 537 Kg. Cárdeno delantero
No. 317 con 522 Kg. Castaño bizco
No. 320 con 485 Kg. Chorreado tocado
No. 279 con 501 Kg. Negro delantero
No. 270 con 527 Kg. Negro girón delantero
No. 198 con 480 Kg. Negro engatillado
No. 307 con 517 Kg. Mulato Paliabierto

 

 

 

 

 

 


 

 

El comentario de Juan Antonio de Labra

Por: Juan Antonio de Labra | Opinión
Viernes, 04 de Noviembre del 2016 | Ciudad de México

La nueva empresa de la Plaza México ha hecho una fuerte apuesta de cara a la Temporada Grande que se anunció anoche, y lo más significativo es que se ha atrevido a hacer un cambio radical en cuanto a la organización de festejos taurinos en la capital de país. Ya veremos qué pasa.

Por principio de cuentas, aglutinar toda una temporada en cinco semanas es un reto mayúsculo, ya que la afición no está acostumbrada a ir a los toros con tal frecuencia, y quizá no cuenta con los recursos económicos necesarios para hacerlo de esa manera, ya que la economía de este país se mueve por quincenas y, ahora mismo, no se encuentra en un buen momento con la volatilidad del peso.

Pero tampoco quiere decir que, de pronto, esta inesperada noticia, no sea ese gran revulsivo que estaba esperando el público para volcarse a los tendidos de La México, que a partir de ahora tiene el compromiso ético de devolver a la plaza la categoría y seriedad que había perdido, y que la imagen de la Fiesta en la Ciudad de México recupere su grandeza.

Aparejado a este concepto diferente de Temporada Grande, está la conformación de tres carteles con la participación de dos figuras extranjeras y un torero mexicano en esas tres tardes, algo que la empresa anterior ya había tratado de hacer pero con la argucia de poner en cada combinación a un rejoneador por delante.

Aunque la Ley para la Celebración de Espectáculos Públicos obliga a la contratación igualitaria, en porcentajes por categoría, de matadores extranjeros y mexicanos, esperemos que esta iniciativa sea la punta de lanza para mover los hilos que, en un futuro cercano, permitan modificar dicha ordenanza.

Porque resulta incongruente que a un empresario, de cualquier ramo, se le impongan este tipo de cortapisas cuando arriesga su dinero y genera el negocio, sobre todo en un esquema comercial donde las reglas del juego deben de ser iguales para todos.

Es de reconocer, por parte de la Asociación Nacional de Matadores, la anuencia para que se puedan hacer este tipo de carteles, que son un aliciente para la afición y un acicate para los toreros nacionales, a los que, a final de cuentas, se les seguirán dando más puestos que a los de afuera, y con ganas de que su desempeño fomente la sana rivalidad y sigan consolidándose entre las preferencias del público.

Así que la medida terminará siendo lógica y natural, dejando de lado cualquier sensacionalismo malinchista, sino atendiendo a una razón de organizar festejos de este tipo, de manera puntual y justificada, para satisfacer la demanda del aficionado que de pronto quiere ver un cartel como el del sábado 10 de diciembre, en el que están juntos Morante de la Puebla y José Mari Manzanares.

También llama la atención el número tan alto de jóvenes que confirmarán la alternativa, mismos que tendrán oportunidad de aprovechar el magnífico escaparate mediático que representa la Plaza México para darse a conocer y escalar peldaños.

Y en lo tocante a las ganaderías contratadas, también resalta la presencia de un par de hierros que no eran habituales en la Temporada Grande, como el caso de El Vergel o de José Julián Llaguno, que reaparece tras un veto de más de dos décadas, algo absurdo para una de las divisas más emblemáticas del campo bravo mexicano y que en esta plaza cuenta con un brillante historial de triunfos.

Ojalá que el aspecto ganadero se tenga bien cuidado, pues siempre fue una de las asignaturas pendientes de la empresa anterior, no obstante que el toro es la base del espectáculo y su trapío debe tener concordancia a la categoría de la plaza y lo que en ella se anuncia.

Y a ver si después de veinte años sin una corrida de rejones en La México, la empresa atiende esta solicitud que tienen los amantes del caballo, y aquellos rejoneadores profesionales que, con decidido esfuerzo y muchos sacrificios, han conseguido abrirse camino en cosos de provincia y demostrar que sí interesan. Sería importante buscar que este espectáculo alternativo tenga cabida en una campaña con tantos festejos, a la manera como se hace en Europa en las ferias importantes.

Como dice el refrán, será preciso “conceder el beneficio de la duda” a la nueva empresa de La México y esperar acontecimientos, con la ilusión de que esta etapa contribuya a la dignificación de la Fiesta en la capital, que buena falta le hace en tiempos difíciles.

 


 

 

REFLEXIONES TAURINAS

por Paco Terán

EL TORO LEVANTADO

 

El Toreo Incruento es el único futuro posible que presiento para la fiesta brava. Como hemos venido diciendo desde que empezamos esta serie en Septiembre pasado, ignoro si el espectáculo taurino sin sangre será un hecho en diez o sesenta años, pero analizando como lo hago por décadas la evolución de la tauromaquia y las preferencias de la humanidad emergente, llego a la conclusión que ese es el único camino.

Las suertes que implican sangre del toro no sólo han ido perdiendo peso y sentido, sino que cada día son cada vez más innecesarias y menos aceptadas por los nuevos aficionados y por los aficionados potenciales.

Al toro se le mata en el ruedo porque, en su génesis, en su origen, esa era la única finalidad del toreo. Pero en la fiesta brava del siglo XXI ya no es así. La Esencia del toreo se ha enriquecido a lo largo de los siglos y hoy importa mucho más el espectáculo que se brinda principalmente con capote y muleta. A veces, pocas, con las banderillas.

img_20161104_125836_806

Vemos así como la gravitación de la Esencia del toreo se ha movido y ahora descansa casi exclusivamente en el toreo de muleta. Eso es lo que buscan las mayorías. Eso es lo que vende boletos.

Analicemos a vuelapluma (aunque el tema lo tengo bien estudiado y desarrollado) cuáles son las funciones de las suertes cruentas en el toreo. Aquello que les dio justificación en su momento. Empecemos por la Suerte de Varas no obstante que muchos de mis amigos ganaderos y picadores se disgustarán conmigo.

La mayoría de los ganaderos creen y así le hacen creer a los aficionados, que la Suerte de Varas, el Puyazo, sirve para medir la bravura del toro. Pero no es así. La plaza de toros NO es una plaza de tientas.

Tampoco el Puyazo se inventó para descongestionar al toro y evitar que se acalambrara o se infartara por falta de sangrado. Esos son algunos de los muchísimos mitos con que se va contaminando la historia del toreo. La ciencia moderna ya se ocupó de desmentir tan falsas creencias y quizá otro día nos ocupemos de ampliar este particular punto.

Entonces ¿para qué sirve el puyazo?

Todo buen aficionado taurino sabe que los tres estados por los que atraviesa el toro en el desarrollo de la lidia son: LEVANTADO, FIJO y APLOMADO.

LEVANTADO es cuando el toro sale de los toriles con su ímpetu intacto, con todas sus patas, tras horas de reposo, quietud y oscuridad. Entonces esa res desfoga su energía en la “libertad” recobrada. Y va de un lado al otro del ruedo sin control, sin fijeza. Tratando tal vez de encontrar la salida definitiva que lo devuelva con los suyos a su hábitat, a su potrero, a su cerrado.

img_20161104_125758_328

En esas condiciones, para enfrentar al astado y hacer algo con él, cualquier suerte que usted se imagine, es necesario ir a buscarlo, PERSEGUIRLO. Los protagonistas inciales de esta historia, los caballeros medievales, podían hacerlo fácilmente con la ayuda de su caballo. Un caballo también en estado de LEVANTADO. El caballero PERSIGUE al toro y lo enfrenta para alancearlo (foto). Es una imagen parecida al acoso y derribo en la tienta a campo abierto. Con garrocha, pero sin lanza.

Cuando en el proceso histórico se sustituye la lanza por el rejón, también el hombre precisa de su caballo para ir en busca del toro. Pero surge el toreo a pie y el torero no tiene ni las facultades, ni la velocidad, ni la fuerza del caballo. Necesita un auxiliar que PARE al toro y ese ayudante es el VARILARGUERO (foto). Este personaje no es el mismo que el PICADOR moderno aunque a veces los cronistas nos refiramos figuradamente a este último con el término de “VARILARGUERO”.

Pero habrá que esperar a las próximas REFLEXIONES TAURINAS para seguir bordando sobre el VARILARGUERO, el PICADOR y el toro LEVANTADO.

Correo electrónico: teran.paco@gmail.com

 



 

 

NOTICIAS DE ESPAÑA

 

VÍDEO Roca Rey, de niño a estrella

Brindis de niño; rivalidad de figura

04/11/2016 18:52

icono-sumario Del brindis del pasado a la competencia del presente


Vídeo de la actuación de niño de Roca Rey I AFICIÓN PERÚlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

Andrés Roca Rey no puede negar que sus inicios estén asociados a la figura de El Juli. Como admirador, como ‘discípulo’… Se conoce esa ya famosa foto: niño el peruano; joven pero en figura el español. Ojos de fan al ídolo… Pero hay más. Los compañeros de Afición Perú rescatan este vídeo de los inicios de Roca Rey.

Era un niño despeinado y descarado. De escasa alzada pero con un manejo impropio. ¿A quién brinda ese becerro? Es fácil ¿Qué le dice? Eso, ya no tanto. Pero lo que es seguro es que esa admiración se mantiene, solo que hoy reconvertida en ansia de triunfo. Admiración y pique, sí. Ambas coexisten. Y ambas fijo que se darán en el mano a mano de Lima este domingo.

Para no perdérselo. Ni el vídeo ni lo del domingo.

 


 

 

TELEVISIÓN El sábado en La2 de TVE

Roca Rey, protagonista en Tendido Cero

04/11/2016 18:19

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

Tendido Cero comienza una serie de entrevistas a los principales protagonistas de la temporada. La primera de ellas será a Roca Rey, en vísperas de su reaparición en los ruedos. Además, el programa ofrecerá un resumen del festival a beneficio del banderillero José Manuel Soto; hablará de la ganadería de Albarreal y recordará la figura de Vicente Pastor.

Tras dos meses de inactividad, Roca Rey reflexiona en el programa sobre lo que ha sido su primer año de alternativa, sus vivencias, los triunfos, los percances y su tauromaquia, en la entrevista ‘Roca, con aspiraciones de Rey’.

Tendido Cero también ofrecerá un resumen del festival a beneficio del banderillero José Manuel Soto en el pueblo sevillano de La Algaba; y un reportaje en la ganadería de Albarreal con un tentadero. Por último, recordará a Vicente Pastor al cumplirse 50 años de su muerte, y dará a conocer lo sucedido los últimos días en la plaza de Lima y en ruedos mexicanos.

 


 

 

Victorino: “Cobradiezmos es el producto más avanzado del trabajo de dos generaciones”

“Las fundas nos aportan poco, yo lo he probado, o sea, que lo conozco de primera mano, y no me ha compensado”, afirma el ganadero

Por Redacción APLAUSOS

 

 

Nosotros no hemos vendido nunca nada y Cobradiezmos es el producto más avanzado del trabajo de dos generaciones que han dedicado su vida al toro. Quien quiera tener eso, tendrá que pagarlo, claro”. Son palabras de Victorino Martín en una entrevista realizada por nuestro compañero Ángel Berlanga respecto al semental estrella de la casa. Victorino guarda celosamente las pajuelas extraídas a Cobradiezmos. Mucho se ha rumoreado en torno al supuesto interés que han despertado entre algunos ganaderos de México. Sin embargo, tan cierto es que todavía no se ha producido ninguna compra como que, de concretarse alguna en el futuro, se pondrán sobre la mesa cifras económicas que, para algunos, resultarán incluso hasta mareantes: “La ocasión lo merece”, explica el ganadero.

En cualquier caso, la carga genética de Cobradiezmos únicamente saldrá de Las Tiesas si es para cruzar el charco y revitalizar con ello el encaste Saltillo mexicano: “Hace falta. Conozco México y su cabaña de lidia desde hace años y no le vendría nada mal un refresquito de casta”. En realidad, ese empujón de raza también vendría de perlas en muchas ganaderías de España, pero -al menos de momento- que nadie se haga ilusiones: “O las pajuelas van a México, o no salen de casa”.

Victorino Martín es un claro defensor del indulto. A pesar de pertenecer a una generación en la que únicamente estaba permitido que el pañuelo naranja asomara en las corridas concurso, entiende que el premio a la bravura debe poder concederse en cualquier modalidad de festejo y, también, en cualquier escenario, “siempre y cuando el ganadero esté de acuerdo”, matiza. El famoso reglamento Corcuera de 1992 abrió la posibilidad del perdón a las plazas de primera y poco tiempo tardó en incluirse también a las de segunda. Ahora, cuando el indulto “forma ya parte del espectáculo”, advierte Victorino, cuesta entender que no se haya ampliado aún el cupo a cosos de tercer orden: “Supone una discriminación para ciertas ganaderías en vías de extinción que no pueden lidiar sus toros en plazas de primera o segunda”, defiende el ganadero antes de remarcar que la limitación se impuso “para evitar que toros con trapío de tercera pudieran padrear, pero hoy en día, a veces, se lidian en plazas de tercera toros que valdrían en muchas de segunda e, incluso, en alguna de primera”. Asimismo, ahonda, modificando en ese punto el reglamento se evitaría más de algún altercado de orden público que el propio Victorino ha estado a punto de vivir en directo: “En Calasparra, por ejemplo, me contaba el presidente que si llega a hacer caso al reglamento y se niega a indultar a Plebeyo se habría armado la mundial. Me habrían matado, llegó a decirme”.

“LAS FUNDAS NOS APORTAN POCO”

Durante la conversación, Victorino Martín también habla de las fundas que ha probado este último año pero cuyos resultados no han acabado de convencerle. “Entiendo que haya ganaderos que si no enfundaran no obtendrían la misma rentabilidad, pero nosotros, por nuestra forma de manejar el ganado, por nuestro modo de alimentarlo, por el hábitat en el que nos desenvolvemos y por la propia línea genética de nuestros animales, las fundas nos aportan poco”, argumenta, y detalla: “Poner fundas es costoso económicamente y además da mucho trabajo. Indudablemente, quienes lo hacen es porque les renta. Yo lo he probado, o sea, que lo conozco de primera mano, y no me ha compensado. Además -concluye- el toro con fundas se desmitifica y, sin ellas, sigue teniendo un halo distinto”.

 


 

 

El TSJM admite a trámite el recurso de Tomás Entero contra el pliego de Las Ventas

El recurso fue interpuesto el pasado mes de septiembre tras detectar el empresario madrileño “varias irregularidades de carácter grave”

Por Redacción APLAUSOS

 

 

El Tribunal de Justicia de Madrid ha admitido a trámite el recurso contra el concurso para la gestión de la plaza de toros de Las Ventas presentado por el empresario Tomás Entero.

El recurso contra los pliegos administrativos de dicho concurso fue interpuesto el pasado mes de septiembre, después de que los servicios jurídicos del empresario detectaran varias irregularidades de carácter grave en los mismos. Unas irregularidades que impidieron que Entero y el grupo financiero que le iba a acompañar a presentarse a dicho concurso finalmente no pudieran hacerlo, según se explica en un comunicado remitido a esta redacción.

En el texto, Tomás Entero añade: “El concurso fue convocado el 29 de julio por el Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid, con el objetivo expresado de ampliar el número de licitadores que pudieran concurrir para favorecer la competencia y transparencia del proceso de selección frente a concursos anteriores. Sin embargo, este deseo de la administración regional no se corresponde con las barreras que se incorporaron a los pliegos administrativos y que han llevado a que solo se hallan podido presentar dos empresas taurinas”.

Según el comunicado, las irregularidades detectadas son las siguientes:

1.- Incongruencia en los requisitos de solvencia económica, financiera, técnica y profesional que ha limitado de facto el acceso de licitadores como así ha ocurrido.

2.- Irregularidad legal al recaer sobre el nuevo concesionario obras e inversiones, que eran obligación de concesionario actual. Incertidumbre de las futuras obligaciones del nuevo concesionario. Al no adjuntarse a los pliegos el listado de incumplimientos del anterior concesionario y quien asume el gasto de su futura ejecución.

Así, por ejemplo, el concurso del 2011 ya contemplaba la obligación del concesionario saliente de la remodelación de los corrales de la plaza, valorando especialmente los proyectos que optimicen el espacio destinado a corrales, comederos, bebederos y carpintería, primando tanto la seguridad como el cuidado de los animales. Estas obras como otras muchas (iluminación del ruedo, marcadores exteriores, cubierta, etc.), no se han realizado, y ahora parte de las mismas tiene que asimilar el nuevo concesionario, en perjuicio del dinero publico.

3.- Desnaturalización del contrato de gestión de servicios públicos al obligar al futuro concesionario a actividades taurinas ajenas a la explotación de la plaza de toros de Las Ventas, y que estaba desarrollando hasta ahora el organismo publico Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid, como son; el mantenimiento de las Escuelas Taurinas, en una translación ilegal de competencias.

4.- En el plan de seguridad y en las especificaciones de la plaza no se detallan las licencias de funcionamiento y autorizaciones administrativas que actualmente dispone la plaza de toros.

Asimismo en el recurso presentado por los abogados de Entero solicitaron la adopción de medidas cautélales, además de un informe pericial sobre el estado del cumplimiento de las obligaciones en obras, reformas, mejoras e inversiones del concesionario saliente a fecha 31 de octubre de 2016. y cuya relación y estado no se ha incorporado a los pliegos del presente concurso.

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha ordenado la apertura de una pieza separada para su tramitación.

 


 

 

Entrevista

José Manuel Montoliú:

José Manuel Montoliú: “Para mí es un orgullo que se me compare con mi padre”

Hablamos con José Manuel Montoliú, hijo del enorme Manolo. Hombre de plata orgulloso de llevar su apellido, no vive de éste, sino de ser un muy buen profesional. Nos habla de la importancia de lidiar los toros, de la labor del banderillero en el sorteo… Y de sus sensaciones cuando torea en Sevilla.

viernes 04 de noviembre de 2016, 12:25h

 

 

Es Montoliú un apellido grande y muy respetado por cualquiera que sea mínimamente aficionado. Eso se le debe a Manolo, un torero de plata extraordinario que agigantó su leyenda dejándose la vida el 1 de mayo de 1992 en la Real Maestranza de Sevilla, mientras toreaba a las órdenes de José María Manzanares. Pero hay, al menos, otro Montoliú importante. Es su hijo José Manuel, quien ha llevado muy bien el peso del apellido Montoliú y se mantiene en la profesión por sí solo, por ser un muy buen profesional entre los lidiadores y banderilleros. Ya entrando en el plano personal, magnífica persona. Créanme. Hablamos con él.

– Este año ha ido por libre.
Iba con Antonio Ferrera. Antes estuve seis años con Curro Díaz. Claro que esta temporada, al no poder torear Antonio por la lesión de Muro, he toreado suelto para salvar el año. Por cierto, Ferrera ha intentado torear antes de acabar la temporada, pero ha sido imposible.

– Está difícil eso de ir suelto, ¿verdad?
Ahora mismo hay un plantel de banderilleros de mucho de nivel. Creo que la relación calidad-cantidad es amplia, y si a eso le unimos la reducción de festejos, el pastel no es muy grande para repartirlo entre tantos. Entonces, a la hora de quedarte suelto, es difícil. Antes ibas suelto y entre novilladas picadas, novilladas con las escuelas, corridas de toros… toreabas 35 o 40 festejos. Pero hoy no pasa eso. Ahora sólo los que son muy buenos sobreviven. Tanto los banderilleros como los picadores.

– En los últimos años el segundo tercio ha recobrado algo de la vida que tuvo.
Sí, y creo que es consecuencia de lo que comentamos. Hay gente muy buena, hay nivel, y el público disfruta de la lidia y de los pares de banderillas. Antes había una serie de banderilleros muy buenos, y después estaban los demás. Ahora hay muchos muy buenos.

– Cuando se contrata a un banderillero, ¿en qué se fija el matador?
Hablando de los lidiadores, que es lo que yo soy, principalmente en el capote. Las banderillas es algo más secundario en cuanto a la visión del matador. Un matador no se fija en que las pongas más o menos lucidas. Aunque intenta que el banderillero tenga una regularidad con las banderillas y que encuentre toro en todos lados, banderillee limpio y con las menos pasadas posibles. Lo que busca es el nivel con un capote en las manos. Que lidie bien, que al toro con poder le pueda y que si el toro te pide suavidad y temple se lo des. La lidia es muy importante. Una buena lidia puede mejorar al toro bueno. Y al toro malo, si no hacerlo mejor, intentar que no vaya a peor. Hay que ser psicólogo. El banderillero, como el matador, tampoco puede salir con la faena hecha desde el hotel.

En el caso de los terceros, se busca la regularidad que se tenga con la puntilla.

– ¿Cuál es la función del segundo tercio?
En cuanto al que está con el capote en las manos, darle al toro lo que requiere, siempre para el bien del matador. Y también para que el matador vea al toro en otras manos que no sean las suyas. Porque cuando uno está en la cara del toro y piensa que el animal está haciendo una cosa, después lo ves en otras manos y a lo mejor cambias la opinión. Por eso al torero muchas veces le gusta ver al toro en manos de sus banderilleros, y cuando se está realizando el segundo tercio, están pendientes. Si le pegas un capotazo por el pitón derecho, pues miran cómo va por ese lado. Cuando vas por el izquierdo, se fijan por ahí. Los matadores analizan al toro cuando lo lidias. Si te espera, si se te cuela por uno de los dos pitones... y ya van preparados para la muleta, porque el animal va a hacer lo mismo que te ha hecho a ti.

Y las banderillas, si se puede banderillear bien, mejor para el espectáculo. Pero hay que torear siempre a favor del matador. Que no caigan los pares muy delanteros, que no pase mucho el toro… En banderillas, hay que buscar la eficacia.

– Qué importante lo que me has dicho de que el matador vea al toro en otras manos. Por eso antes, paraba al toro un banderillero. Eso se ha perdido.
Claro, como antiguamente. Ahora, si va un banderillero antes que el matador, la gente no quiere. Pero antes era lo normal. Salía el banderillero y le pegaba un capotazo con cada mano, no más. Incluso, a una mano. Después ya salía el matador e intentaba torearlo despacio y bien.

– Hablando de cosas importantes, esa forma que tienes de andarle a los toros. La torería en el segundo tercio.
La torería es importante en todo. El toreo es un arte, una expresión artística. Lo que pasa es que el banderillero tiene que saber cuándo se puede y cuándo no. El buen profesional se tiene que medir, por él mismo y por el matador. Porque no todos los toros se prestan a banderillearlos bien. Hay una cosa que la tengo muy clara desde hace un tiempo, y es que si se puede bien, vale, si no, no. Hay toros que no los veo como para banderillearlos como yo lo siento, y lo hago con oficio, con facultades, pero no intento hacerlo bonito porque sé que no se van a prestar, e intentar algo y que no salga, para mí es lo peor que hay. Prefiero que se vea que no lo he visto claro y que lo he banderilleado rapidito. Es mejor eso a que se caiga un palo o a que el par quede feo. Cuando lo hagas bien, que salga seguro, y cuando no, no pasa nada. Si lo intentas, que sea para bordarlo.

– Cuando decide parear por un pitón, ¿qué comportamientos le motivan a ello?
Normalmente los banderilleros lidiadores, exceptuando algún caso, tenemos un pitón. Yo soy del izquierdo. No quiere decir que no lo haga por el derecho. Tenemos un pitón y lo intentamos por ese, a no ser que veamos algo que no nos gusta, como que te espera o que te corta. Diferente es el banderillero que va de tercero, que tiene que acoplarse al lidiador. Si tú te vas por el derecho, él se tiene que ir por el izquierdo, y al contrario. Los terceros tienen que tener los pitones bien dominados porque esto hay que hacerlo así. Al ser tres pares de banderillas, como los toros aprenden, hay que hacer izquierdo-derecho-izquierdo o bien derecho-izquierdo-derecho.

– A menudo, ¿qué peligros pueden pasar desapercibidos para el público, pero sí sabe el banderillero?
Muchos. La visión que tiene un torero en la plaza, en el burladero, nunca es lo mismo que desde ahí arriba. Hay veces que estoy abajo y veo con mi matador cosas que arriba no se perciben. Hay muchos momentos difíciles. Es lo que decimos, “ha parecido arriba más bueno de lo que era”.

– El mejor momento que tenga grabado en la cabeza.
Ahora mismo tengo un recuerdo muy reciente. En la pasada Feria de Otoño de Madrid toreé con Curro Díaz. Tuve que parar al quinto toro de salida. Me hizo cosas muy feas, y lo paré y me salí con él a los medios. Me ha satisfecho mucho porque fue en Madrid, Otoño, una corrida televisada… Es un recuerdo muy bonito.

– ¿Qué toro recuerda por dificultad?
Pues este año en Valencia. Un toro de Cuadri, que son complicados de banderillear. Fue un toro que desarrolló mucho peligro. Lo banderilleamos con eficacia. Acabó cogiendo a mi compañero.

– ¿Qué encastes son más difíciles para ponerle los palos?
El toro de Cuadri es muy difícil. Cuando has pasado una vez, es muy difícil que te lo permita una segunda. El de Miura, también la segunda vez que pasas ya te echa la cara arriba, te espera. Aunque esas son las complicadas de siempre, pero las ganaderías que están matando ahora las figuras son complicadas de banderillear. Por ejemplo, Garcigrande. Muy del gusto de las figuras, y para banderillear es muy difícil. De los más complicados. De primeras cortan y arrean mucho. Y los de El Pilar también vienen con la vista como cruzada, se te vienen por dentro, te cortan. El de Victoriano, que es muy bravo, también.

– Ganaderías que se dejen de banderillear hay muy poquitas.
Los toros ahora se manosean mucho. Les ponen las fundas, se las quitan… Esos meneos no les han venido nada bien. Los toros aprenden. Antiguamente, había toros malos como siempre los ha habido, pero tenían otra templanza, otra suavidad. Ahora tienen mucha agresividad.

– El tema de las fundas, los saneamientos… Estoy de acuerdo.
Eso se nota en la plaza. Y ya no te digo nada si hay desencajonada. Hoy ven mucho al ser humano, antes apenas tenían contacto. Y eso en la lidia se nota.

– El trabajo de los hombres de plata va más allá de lo que se ve en el ruedo. ¿Cómo vive el banderillero el día de la corrida?
Nuestra función es también por la mañana. A la hora de ver los toros y enlotar la corrida, intentado que quede enlotada lo más justa posible. Ya cuando es el sorteo, hay veces que la Autoridad te da la opción de elegir 6 entre los 7 y 8 toros que haya. Si hay un toro que te gusta y lo quieren dejar fuera, pues aprietas en las conversaciones para intentar que entre. Es una labor que requiere experiencia. No es lo mismo un banderillero que lleve 20 años que uno que lleve 3 meses. Eso también es un oficio. Y ver las corridas en los chiqueros. Uno no tiene la misma visión si es nuevo que si ya llevas muchos años y has visto corridas. La labor del sorteo es muy importante. Después, la forma de hablarle al matador en la plaza, saber cuándo puedes decirle y cuándo no. Son cosas que van más allá de un capotazo o un par de banderillas, aunque la gente se quede con eso.

– Y mantener el equilibrio entre lo que le va a gustar al matador y lo que va a gustar en la plaza.
Así es. A veces te gusta un toro, pero sabes que tiene que entrar otro porque va a ir más acorde a la corrida. O al revés. Un toro que se salga de serio y no tenga nada que ver con los otros. Dejar las corridas parejas. Y luego también, las reatas de los toros. Hablar con los mayorales, porque ellos son los que conocen a los toros. Me gusta mucho hablar con ellos. Una vez te ha tocado tu lote, hablas con ellos para ver cuál echas por delante. Según el matador, prefieren el de menos fe por delante, o viceversa.

– Es imposible no preguntarle por su padre. Como profesional, ¿qué legado le dejó?
Desgraciadamente yo era un crío de 14 años. Con el paso del tiempo he visto muchos vídeos, fotografías, he tenido la suerte de estar al lado de gente que convivió mucho con mi padre. El legado que me dejó ha sido muy valioso. Importante. Y hablar de mi padre como torero, no hace falta. Ha sido un torero extraordinario y ahora mismo, cuando se me compara con él, para mí es un orgullo. Él fue un torero, quizás, inigualable. Pero cuando me dicen que mis formas y demás, y me comparan con él, es una satisfacción. Como le pasaría a cualquiera que lo compararan con un torero de esas dimensiones, pero si eres hijo, la satisfacción es doble. Siempre he tenido claro que ha tenido una categoría como torero a la que no va a llegar nadie. Eso no quiere decir que me gustaría llegar lo más cerca de él, pero hay sitios que no son fáciles de alcanzar.

– Lo de tu parecido es cierto.
Sí, los genes están ahí. He visto muchos vídeos de él. Pero no lo hago por parecerme a él. Intento aprender de los mejores, y él sin duda era un Dios como torero. Por eso yo he querido sacar lo mejor de él y de muchos buenos.

– Y el parecido con su padre es notorio tanto físico como en tus labores. Los aficionados, cuando José Manuel Montoliú pone banderillas, no podemos evitar mirar con un interés especial y también con admiración. ¿Eso lo percibes?
Sí lo percibo. Cuando voy a banderillear hay alguien que te anima, te jalea. Y es una carga de responsabilidad. Pero no es comparable a lo que pasaba con mi padre, que cogía las banderillas y ya le tocaban las palmas. Esos niveles…

También es verdad que ya llevo años, y son muchas tardes las que he banderilleado. Tengo tardes muy bonitas en Sevilla, Madrid, Valencia… Entonces ya juntamos el “ser hijo de” con lo que he hecho yo en mi carrera. No quiero pecar de nada, ¿eh? Pero es así. Porque si fuese el hijo de Montoliú pero no hubiese hecho nada, ya ni se acordarían de mí.


– Está claro que no puede vivir de la renta de “ser hijo de Montoliú”. Si no vales para algo, ni te mantienes.

Es así. Hombre, se me ha ayudado mucho por ser hijo de mi padre, pero luego ya sale el toro y cuando llevas cerca de 20 años de banderillero es porque tú tienes nivel. Los favores se me hubieran acabado, como se acabaron en su momento cuando era novillero. La gente de mi entorno me ayudó para mi presentación en Madrid, para torear en Valencia, Zaragoza… Pero las cosas no funcionaban y vi un momento que estaba de más. No había las condiciones suficientes y los cartuchos se quemaron y empecé de banderillero. También se me ayudó, pero han pasado muchos años, y si sigues ahí es porque tú has aportado algo.

– Torear en Sevilla, para usted, debe ser especial.
Sí, claro que es especial. Lo que pasa es que, volviendo a lo mismo, han pasado muchos años y yo intento pensar en otras cosas. Mi padre tuvo aquella tarde tan trágica, que fue perder ahí la vida, pero también tuvo tardes maravillosas a las órdenes de Antoñete, El Litri, Ojeda… con todos los figurones del toreo con los que fue. Cuando voy a Sevilla intento no acordarme de la tarde fatídica, intento hacerlo de las anteriores que tuvo. De cuando le tocaba la banda de música, de los premios que he visto en casa. Y cuando voy ya pasado el tiempo, también intento recordar las tardes bonitas que yo he tenido allí. Pienso “a ver si vivo una tarde como aquella que tuve con Curro Díaz, Abellán, Ferrera…, y disfrutar como lo hice aquel día”. No voy pensando que allí perdió la vida mi padre. Aunque a veces se te venga a la cabeza, porque es inevitable.

 






 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: