BREVES NOTICIAS TAURINAS 9 DE JUNIO 2015

9 Jun

 

LOGO ANCTL aaVIDA Y LIDIA DEL TORO BRAVO a

 

 

 

 

EFEMÉRIDES TAURINAS

9 DE JUNIO

 

1929Paco Gorráez   Paco Gorraez alternativa   toma la alternativa en Tetuán de manos de Juan Espinosa Armillita con Francisco Royo Lagartito como testigo con toros de Pérez Padilla.

 

1935Se inaugura plaza de toros en Matamoros en corrida mixta que torean Heriberto Garcia   HERIBERTO GARCIA  Antonio Rangely el novillero Antonio Rangel con toros de Xajay.142241_Xajay

 

1935Paco Hidalgo debuta en España toreando en Tetuán novillos de Bernaldo de Quirós con Rodolfo Velázquez, Jose Parejo y Pascual Montero Señorito.

 

1940Felipe González    Felipe+Gonz%C3%A1lez    debuta en El Toreo de México y mata novillos de Coaxamaluca   020031_Coaxamaluca    alternando con Juan Estrada  Juan_Estrada    y Andrés Blando.ANDRES Blando

 

1940Paco Malgesto   MALGESTO Y MANOLETE   debuta como locutor taurino al transmitir por radio la novillada que se celebra en El Toreo de México en la que torean Juan Estrada, Andrés Blando y Felipe González con ganado de Coaxamaluca.

 

1946Antonio Toscano    Antonio Toscano   confirma su alternativa en Madrid de manos de Jose Mejías Bienvenida con Jaime Marco El Choni como testigo con toros de Sánchez Cobaleda.

 

1946La ganadería Soltepec   181503_Soltepec    debuta en la Plaza México en novillada que lidian Adrián Ávila, Anselmo Liceaga  Anselmo Liceaga    y Ramón López.Ramon Lopez

 

1954Nace en México el apoderado taurino  jose manuel ESPINOSA   Jose Manuel Espinosa.

 

1957La ganadería de Pepe Ortiz debuta en El Toreo de Cuatro Caminos en novillada que torean Jorge Luis Bernal, Raúl Márquez y Joselito Torres.

 

1963Grave cornada en Plasencia a Antonio Campos   Antonio Campos (El Imposible)    El Imposible por un toro de Arranz cuando alterna con Andrés Vazquez y Antonio Ortega Orteguita.

 

1986Muere en México el banderillero Vicente Cárdenas Maera.

 

1990Muere en México el apoderado y empresario taurino Guillermo Martínez El Pilón.

 

1991La ganadería Lebrija    173849_Lebrija    debuta en la Plaza México cuando se lidian novillos por Jesús Enríquez   Jesus Enriquez   , Raúl Bacelis y Edson Galindo.

 

1994Fallece en México David Reynoso    DAVID REYNOSO    que fuera novillero en su juventud.

 

1996Antonio Bricio   Antonio Bricio    debuta como novillero en el Lienzo Zermeño de Guadalajara y alterna con Paco González,Paco Gonzalez confirmacion Mexico    Ramón Lozano y Curro Aviña con ganado de  140130_JaraldePenas  Jaral de Peñas.

 


 

 

EN AGUASCALIENTES

LA FAMILIA GANADERA

DE

MEDINA IBARRA

 

GANADEROS DE MEDINA IBARRA


 

GANADERIA ARROYO ZARCO

13 de mayo a las 13:59 · Editado ·
231120_ArroyoZarcoGanadería Arroyo Zarco
Eulalio López “El Zotoluco”, Ovación en sus 2 toros dejando ir 3 orejas por malograr con la espada. Enrique Ponce en su segundo toro corta las dos orejas y rabo. El toro con petición de indulto sin concederlo y es premiado con vuelta al ruedo. Sergio Flores corta una oreja en el primer toro y en el segundo pincha perdiendo 2 orejas.

 

 

 


 

CARTELES Figuras, triunfadores, jóvenes…
Bilbao sigue siendo un lujo
09/06/2015 12:36
Dobletes de Ponce y Perera, tal y como avanzó ayer Mundotoro
Además, Morante, El Juli, Castella, Talavante, El Cid, Fandiño…
Debutará la ganadería de Antonio Bañuelos, como ya adelantó este medio

La Casa Chopera y La Junta Administrativa presentan las Corridas Generales I @CHOPERATOROS
La Junta Administrativa y la Casa Chopera han presentado las Corridas Generales de Bilbao, un ciclo de lujo que contará, como ya avanzó Mundotoro ayer, con los dobletes de Enrique Ponce y Miguel Angel Perera en una Aste Nagusia en la que no faltará ninguna figura y que tendrá dos carteles estrella. El primero de ellos reunirá a Ponce, Morante de la Puebla y Jose Maria Manzanares en la corrida de Juan Pedro Domecq, -triunfadora de San Isidro- mientras que el segundo será otro cartel de altos vuelos en el que harán el paseíllo Ponce, El Juli y Perera en el encierro de Garcigrande, ganadería triunfadora de la pasada edición. Además, Sebastián Castella volverá a lidiar la corrida de Alcurrucén en una plaza de primera categoría tras abrir la Puerta Grande en San Isidro, junto a Miguel Angel Perera y Diego Urdiales. En el ciclo no faltarán tampoco Alejandro Talavante -que maravilló al público madrileño en San Isidro en sus tres comparecencias-, El Cid, Iván Fandiño, Antonio Ferrera, y otros toreros jóvenes y triunfadores de Las Ventas como Juan Del Álamo, Joselito Adame, Manuel Escribano o Morenito de Aranda, entre otros. Además, como ya informó Mundotoro en marzo, la ganadería de Antonio Bañuelos hará su debut en esta Semana Grande. Por si fuera poco, la novillada tendrá en el mismo cartel a dos de los triunfadores de Madrid como Posada de Maravillas y al peruano Roca Rey, junto a Varea, otro de los nombres destacados del escalafón inferior. Por último, abrirá la Semana Grande bilbaína el tradicional festejo de rejones con la presencia de tres grandes: el maestro Pablo Hermoso de Mendoza, Andy Cartagena y Sergio Galán, recién triunfador de San Isidro. Las combinaciones son las siguientes:

– Sábado 22 de agosto: Hermoso, Andy y Sergio Galán (Ángel Sánchez)

– Domingo 23: Posada de Maravillas, Varea y Roca Rey (El Parralejo)

– Lunes 24: Morenito de Aranda, J. Adame y Juan Del Álamo (El Puerto)

– Martes 25: Juan José Padilla, El Cid y José Garrido (Jandilla)

– Miércoles 26: Enrique Ponce, Morante y Manzanares (Juan Pedro Domecq)

– Jueves 27: Enrique Ponce, El Juli y Miguel Angel Perera (Garcigrande)

– Viernes 28: Finito, Iván Fandiño y Alejandro Talavante (Bañuelos)

– Sábado 29: Urdiales, Castella y Miguel Angel Perera (Alcurrucén)

– Domingo 30: Ferrera, Escribano y Ureña (Victorino)


 

 El San Isidro del cambio
09/06/2015 20:23
San Isidro 2015, punto de inflexión
Los triunfos, el fracaso torista, el cambio del público
Análisis de 31 días de toros

El cambio ha entrado en Las Ventas I JULIÁN LÓPEZlinea-punteada-firma1
MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias
Durante San Isidro 2015, hemos disfrutado y nos hemos decepcionado, hemos vibrado y hemos bostezado, hemos reído y hemos llorado, nos hemos sorprendido y hemos dicho ‘esto ya lo he visto’. En este mes ininterrumpido de toros, hemos contemplado la gloria de los triunfos y el horror de las cornadas que le da sentido a esa gloria. La Feria acabó el domingo y aún hoy muchos se siente desubicados, fuera de la localidad de Las Ventas en la que han pasado todas o casi todas o muchas o varias tardes del último mes. Pero es precisamente ahora, sin la vorágine de la actualidad diaria y con la perspectiva que da el tiempo, cuando toca reflexionar sobre los significados de todo lo que hemos visto. Los tiene, y son transcendentales. La cantidad de éxitos, la afluencia de público, los resultados ganaderos y, especialmente, la transformación del público. Asuntos capitales que hemos venido apuntando, tratando y desarrollando durante este mes y los anteriores, pero que exigen un análisis detenido. Hechos fundamentales que permiten hablar de este San Isidro como el ‘San Isidro del cambio’.
El primer aspecto a analizar es el de los triunfos. Aunque el número de Puertas Grandes es inferior al de otras ediciones recientes de la Feria, lo cierto es que la sensación generalizada es clara: San Isidro 2015 ha sido una Feria rica en cuanto a triunfos y noticias positivas. Más allá de la sensación están los números, que hemos analizado aquí y que no hacen sino confirmarlo: este San Isidro ha sido el mejor de la época reciente. Sebastián Castella y López Simón han sido los dos únicos matadores que han salido en hombros, a los que se suman Diego Ventura, Sergio Galán y Leonardo Hernández, que atravesó la Puerta Grande en volandas en dos ocasiones. Ritmo alto de triunfos, que pudo derivarse de un cambio de tendencia anterior incluso al comienzo de la Feria: ese festejo del 2 de Mayo en el que Morenito de Aranda y López Simón (herido), lograron la Puerta Grande.
Joselito Adame, Abellán, Del Álamo, Eugenio de Mora, Morenito de Aranda, Gonzalo Caballero, Francisco José Espada, Talavante, Jiménez Fortes, Luque, Bautista, Joao Moura, Sergio Galán… Todos ellos son nombres del triunfo, porque todos ellos puntuaron en Las Ventas. Y hubo otros muchos que destacaron en el ruedo de la plaza de toros de Madrid, aunque no cortaran trofeos: Rafaelillo, El Payo, Ritter, David Galván, Fernando Robleño. Tal nómina de destacados, una noticia de enorme impacto positivo por lo que supone de ampliación de la baraja, fuerza las costuras de la temporada venteña tal y como está organizada actualmente y plantea una pregunta y una reflexión: ¿Dónde van estos destacados? No es lugar éste para analizar si merecen más espacio en otras Ferias, pero sí desde luego para constatar que su mérito es suficiente para regresar a Madrid. Para ello, es preciso que la temporada se cargue un poco más de corridas de toros en detrimento de un número exagerado de novilladas. José Antonio Martínez Uranga, en una entrevista a este medio, ya mostró la disposición de la empresa a afrontar ese cambio. Una noticia positiva.
La mayor parte de las veces, el triunfo de estos toreros estuvo en el filo de una espada. O el viento lo desbarató, en una circunstancia no sólo triste sino casi indignante, sobre la que habría que tomar medidas empujadas sencillamente por la inteligencia: no es de recibo que la grandeza de este espectáculo tenga un ‘talón de Aquiles’ en algo tan razonable como que el hombre, con la tecnología, domine las corrientes de viento… Pero otro factor que ha impedido que la Feria de San Isidro 2015 sea un éxito aún más rotundo ha sido el escaso contenido que ha brindado la llamada ‘semana torista’ del abono. En las siete corridas celebradas dentro de ese período, solo dos toros, uno de Adolfo y otro de Miura, respondieron a lo que se espera de ganaderías de este tipo. El fracaso es mayúsculo, porque el turno de las ‘duras’ cortó la dinámica positiva de la Feria y debe abrir la reflexión sobre la pertinencia de que este esquema, siete corridas toristas en el abono, se mantenga de cara a 2016. Hay otro motivo para la decepción y el análisis, que tiene que ver con la afluencia de público: con la excepción, otra vez, de Adolfo y Miura, los días en que se anunciaba corrida dura, a la plaza fue menos gente. Se constata que los partidarios de estas corridas hacen más ruido en redes sociales que en taquilla…
Y ese aspecto conecta precisamente con otro de los cambios, quizás el más importante, que la Feria San Isidro 2015 nos obliga a contemplar: el cambio sustancial del público que acude a la plaza. Durante la semana torista, el ‘aficionado’ más exigente ganó fuerza dentro de la plaza, aprovechando la circunstancia de que decae el interés del resto de abonados y en la plaza se concentra un número mayor de gentes ‘no iniciadas’, que contempla el espectáculo en silencio o que incluso sigue sin conocimiento verdadero las consignas lanzadas desde un tendido concreto. En el comportamiento del abonado y el aficionado que no va a la plaza todos los días es de suponer que nadie verá una conjuración contra el ‘torismo’. De hecho, ese comportamiento, en buena medida novedoso, es norma también durante el resto de la Feria: casi nadie se permite ya el lujo o el exceso de acudir a la plaza los 31 días, y hay una cifra diaria flotante de asistentes que se renueva cada día. No son las mismas caras, no son los mismos gustos y no son las mismas ínfulas. Todos comparten, eso sí, un objetivo: pasar una tarde agradable y disfrutar de un espectáculo con interés. Sin dogma de ningún tipo. Ésa es la clave detrás de un público más volátil, sí, pero también más joven y menos agrio que ha venido, ojalá así sea, para quedarse.
De sus manos, como tercer pilar fundamental de este espectáculo, ha surgido este San Isidro de lectura capital e implicaciones extraordinarias. Ese público ha hecho que vuelva a tener sentido la máxima de que el toreo es reflejo de la sociedad y es el que ha metido en el añejo y caldeado cemento de Las Ventas, el oleaje de cambio que, a lo largo y ancho de toda la sociedad española, está acabando dinámicas viejas y pariendo dinámicas nuevas. El espectáculo debe estar a la altura.

 


 

BILBAO.- CORRIDAS GENERALES

“Es la feria más rematada de los últimos años”
Juan Manuel Delgado, miembro de la Comisión Taurina de la Junta Administrativa de Vista Alegre, valora positivamente el ciclo presentado este martes
Por Redacción APLAUSOS

“Es la feria más rematada de los últimos años. Es verdad que alguno falta, pero también es verdad que alguno que queríamos que estuviese no ha puesto ningún interés en estar. Además, los puestos son los que son y no puede caber todo el mundo. Aun así, insisto, están todos los mejores”. Son palabras de Juan Manuel Delgado, miembro de la Comisión Taurina de la Junta Administrativa de la plaza de toros de Vista Alegre de Bilbao, que este martes por la mañana ha presentado de forma oficial los carteles de las próximas Corridas Generales.

“Hay dos dobletes plenamente justificados: el de Perera, que fue el gran triunfador del año pasado, y el de Ponce, que está celebrando este año su 25º aniversario de alternativa y es un ídolo en Bilbao. Junto a esas bases, vienen Morante, Juli, Manzanares, regresan Talavante, Castella, Finito, debutará Garrido como matador… Nos hubiese gustado tener más huecos para poner a más gente, pero no nos hemos olvidado de los jóvenes que han triunfado en Madrid como Morenito, Juan del Álamo, Escribano, Joselito Adame… Además, este año hemos apostado por quitar una corrida y dar una novillada. Creemos que es necesario apoyar a la excelente cantera que en estos momentos tiene la Fiesta”, defiende Delgado.

El festejo de toreo a caballo también es de alta nota: Hermoso, Andy y Galán. Sin embargo, a nadie escapa que vuelve a faltar la figura que tan pocas veces ha pisado el ceniciento ruedo bilbaíno: Diego Ventura. “El año pasado estuvo en Bilbao y no estuvo bien y no tuvo suerte”, justifica Delgado, que explica: “Hemos decidido poner a Pablo Hermoso, que es el rejoneador de Bilbao, junto a Andy Cartagena, que sí cortó una oreja y estuvo muy bien el año pasado, y Sergio Galán, que ha estado extraordinario otras veces en nuestra plaza”.

Junto a todo ello, una atractiva política de precios tratará de fortalecer el incipiente crecimiento de demanda de toros que ya se vislumbra en la capital vizcaína. “No hemos subido nada el precio de los abonos. Buenos carteles y buena política de precios han de dar resultado a la fuerza”, concluye esperanzado Juan Manuel Delgado.

 


C. VALENCIANA / POLÍTICA
Joan Ribó enciende los ánimos de los taurinos y los centros comerciales
ABC@ABC_CVALENCIANA / VALENCIA
Día 09/06/2015 – 11.23h
El próximo alcalde de Valencia anuncia que no habrá ayudas públicas a los toros y que las grandes superficies no tendrán libertad para abrir los domingos y festivos como hasta ahora

ROBER SOLSONA
Ribó conversa con Calabuig, ayer, en la Ciudad de la Justicia de Valencia

Joan Ribó lleva días desgranando en su cuenta de Twitter el programa de gobierno que pretende desarrollar a partir del próximo sábado cuando, salvo sorpresa mayúscula, sea nombrado alcalde de Valencia. Algunas de las respuestas a los internautas han generado controversia entre algunos colectivos como el de los aficionados a los toros. Este lunes, un ciudadanos le preguntaba si habría «más corridas en Valencia». Ribó contestó que «no». Las redes se incendiaron pese a que horas antes, en un programa de Cuatro, había dicho que no prohibiría los festejos, sino que no recibirían subvenciones municipales. Algunos aficionados le han recordado que la plaza de toros de Valencia depende de la Diputación y el número de corridas lo establece el pliego de condiciones por el que sale a concurso la gestión del coso.

Ribó, que admitió que no es aficionado a los toros, matizó después que no habrá prohibición, como sí sucedió en Cataluña. Por lo que sí aboga el alcaldable de Compromís es por vetar la instalación de circos con animales en Valencia.

Otro aspecto que ha generado controversia es la posición de Ribó respecto a la libertad horaria para los comercios que en la actualidad gozan la mayoría de distritos de la ciudad. El dirigente de Compromís ya ha anunciado que prohibirá la libertad para abrir los centros comerciales todos los domingos y festivos del año coomo sucede en la actualidad, en aras a la conciliación de la vida familiar y laboral

 


 

 

 INFORME – La ganadería de lidia conserva cientos de miles de hectáreas valoradas en 1.862 millones €
POR UCTL · 9 DE JUNIO DE 2015
DESTACADOS, NOTICIAS ·

INFORME UCTL – ECONOMÍA DEL TORO

Realizado con la colaboración especial del abogado David Valderrama

La dehesa es un ecosistema propio de los países del sur de Europa, con especial peso en la Península Ibérica. Su origen se halla en la transformación de los bosques mediterráneos, de los que se elimina parte de su masa arbolada para convertirlos en un territorio que conjuga la actividad económica agrícola con la forestal, la ganadera y la cinegética. Este hecho da lugar a espacios de gran biodiversidad.

Históricamente, la dehesa está ligada al avance de la Reconquista, muy especialmente desde el siglo XIII, cuando los ganaderos locales empezaron a vallar sus fincas para cerrar el paso a los rebaños de la trashumancia. De hecho, el término dehesa proviene de defesa, que en latín significa defensa o terreno acotado para uso de los pastos.

El tipo de suelo predominante en la dehesa se puede definir como un ecosistema agroforestal, constituido a partir de la vegetación natural por cultivos o herbazales con arbolado, formado a partir del bosque mediterráneo y que constituye la base física de la mayor parte de las ganaderías de lidia. En general, las dehesas se encuadran dentro del clima mediterráneo y se vinculan con suelos pobres, de poco espesor, ácidos (o con tendencia a la acidez) y oligotrofos (poco fértiles), donde la escasez de nutrientes implica unas particulares prácticas de manejo, tales como la concentración de recursos escasos, la fijación de nitrógeno o el aporte externo de nutrientes (fósforo, potasio, micro nutrientes, etc.).

El toro como pilar de desarrollo en el medio rural

La explotación del ganado de lidia se desarrolla en régimen extensivo, permitiendo un aprovechamiento racional y óptimo de los recursos naturales y siendo la base del mantenimiento del ecosistema adehesado y del equilibrio del territorio, por lo que constituye un elemento fundamental para el desarrollo de muchas comarcas rurales desfavorecidas, como señala De Blas en ‘La evolución de la ganadería extensiva en el contexto de la producción animal. La dehesa, aprovechamiento sostenible de los recursos naturales’.

LAS CIFRAS CLAVE

La valoración realizada comprende 529 fincas vinculadas a 360 ganaderías de la Unión de Criadores de Toros de Lidia. En total, hablamos en este estudio de 280.450 hectáreas que engloban más de la mitad de los animales censados en el campo bravo. La estimación no incluye las 32.941 hectáreas dedicadas a la ganadería de lidia que la UCTL tiene en Francia y Portugal (recientemente se han incorporado a la UCTL una ganadería en Comunidad Valenciana y dos en Navarra). Estas explotaciones, que podrían ser objeto de futuros estudios, incluyen a cuatro ganaderías en el país galo y a veinticuatro en el país luso.

El primer dato que se desprende del informe es que cada ganadería de lidia se compone de una media de 1,5 fincas. Atendiendo a las necesidades de un sistema extensivo, resulta difícil limitar la crianza del toro a una única finca.

El segundo aspecto que conviene destacar es la distribución por regiones de las 280.450 hectáreas del campo bravo ligadas a las ganaderías de la UCTL. Según el informe, el 51,4% está en Andalucía; Extremadura gestiona el 17,9%; Castilla y León controla el 16,8%; Castilla-La Mancha suma el 11,2%; Madrid se anota el 2,3% y Murcia conserva el 0,4%.

En tercer lugar, se desglosan los tipos de suelo del campo bravo, paso previo para calcular el valor de mercado de las explotaciones. Este cálculo se hace siguiendo el criterio aportado en el estudio ‘Sistemas de explotación del ganado de lidia en España: caracterización y tipología de las ganaderías de lidia’, publicado en el nº 235 de la Revista Española de Estudios Agrosociales y Pesqueros y realizado por M. J. Tabernero de Paz y otros. Partiendo de este estudio, consideramos que, en cada finca, la distribución incluiría tres tipos de suelo distintos: el 78% son pastos y dehesas, el 14% son tierras de secano y el 8% son tierras de regadío. Hacer esta distinción permite calcular el valor de mercado del suelo de una forma más fiable y realista.

En cuarto lugar, el estudio elabora la estimación de valor a partir del método de comparación o sintético, similar al que se aplica en la valoración de inmuebles urbanos y basado en el precio de fincas de características similares y cercanas para las que se conoce el importe de operaciones recientes. Por tanto, se acude a los valores de mercado ofrecidos por cada Comunidad Autónoma en los informes que se emiten periódicamente; además, también se consultan los valores de mercado recogidos en el Servicio de Estadística, Estudios y Planificación Agraria. En ambos casos, la fuente son los valores de transacciones efectuadas en cada provincia a lo largo de los últimos diez o quince años (dependiendo de la región y atendiendo al criterio de los distintos tipos de suelo). Siguiendo esta metodología, se desprende que la valoración realizada asciende a 1.651 millones de euros la totalidad de hectáreas que componen la superficie que ocupan las ganaderías de lidia en España adscritas a la Unión de Criadores de Toros de Lidia.

En quinto lugar, el informe estima un valor medio de 400.000 euros para el conjunto de inmuebles existentes en cada finca, los cuales pueden tener datos más o menos altos, dependiendo de la ganadería. Siguiendo esta metodología, el estudio eleva a 211 millones de euros el valor de los inmuebles mantenidos en las más de 280.000 hectáreas de la UCTL analizadas.

Por tanto, y a modo de conclusión del estudio se valora la totalidad de hectáreas ligadas a la UCTL en España en un total de 1.862 millones de euros, de los que 1.651 corresponden a las hectáreas de la explotación y 211 a los inmuebles existentes en cada una. De media, cada ganadería ocupa 1,5 fincas y cada finca conserva una superficie de 530 hectáreas. En consecuencia, a cada ganadería le corresponde una superficie media de entre 795 y 824 hectáreas.

El valor medio de cada hectárea es de 5.886 euros. El precio más caro se sitúa en la Comunidad de Madrid, con 9.260€/ha. El más barato lo encontramos en Castilla-La Mancha, con 3.575€/ha. Más de la mitad de las hectáreas valoradas (el 51,4%) está en Andalucía, donde el precio medio es de 6.854€/ha. La explotación media tiene un valor comprendida entre los 4.7 y los 4,9 millones de euros.

 

 


 

La ganadería de D. Juan Pedro Domecq, y ‘Jabatillo’ de Alcurrucén se llevan los premios de la Comunidad de Madrid y Ayuntamiento
POR UCTL · 9 DE JUNIO DE 2015
DESTACADOS, NOTICIAS ·
La ganadería de D. Juan Pedro Domecq ha obtenido el premio a la corrida “más completa en presentación y bravura” de la Feria de San Isidro 2015, según decisión del Jurado Comunidad de Madrid y Ayuntamiento de la capital. La corrida fue lidiada el viernes, 29 de mayo, por los diestros Juan Serrano “Finito de Córdoba”, Alejandro Talavante y Daniel Luque. En el próximo ciclo isidril, como es tradicional, será descubierto un azulejo en el patio de arrastre de la plaza de toros de Las Ventas, que así reconoce este galardón.

Por lo que respecta al toro más bravo, el premio ha recaído en “Jabatillo”, colorado, de 525 kilos de peso, nacido en septiembre de 2010, de la ganadería de Alcurrucén, que fue premiado con la vuelta al ruedo en el arrastre y fue lidiado en tercer lugar el miércoles, 27 de mayo, por Sebastián Castella.

Finalmente, el Jurado ha otorgado los premios al torero triunfador, que ha recaído en Sebastián Castella, y al novillero triunfador que se ha otorgado a Francisco José Espada.

 


 

El mexicano Joselito Adame volverá a torear en Bilbao

La empresa anuncia a Joselito Adame ante toros de El Puerto de San Lorenzo el próximo 24 de agosto

 Marysol Fragoso
 9 jun 2015

11h50  actualizado a las 12h02

 El diestro Joselito Adame será el único matador mexicano que tomará parte en las corridas generales de la próxima feria española de Bilbao, a desarrollarse del 22 al 30 de agosto, según dio a conocer el empresario español Pablo Chopera.

Luego que ningún diestro azteca fuera tomado en cuenta para la feria de julio en Pamplona, a Joselito Adame se le respetó el mérito de haber cortado una oreja en Bilbao -el otro ciclo torista de España-, el año pasado, a un toro de Alcurrucén.

Para la edición 2015 de este emblemático serial taurino, Joselito Adame hará el paseíllo el próximo 24 de agosto. Enfrentará un encierro de El Puerto de San Lorenzo al lado de los toreros Morenito de Aranda de Aranda y Juan del Álamo .

Joselito Adame, torero mexicano.

Foto: Prensa Joselito Adame

 El evento anunciado en la propia plaza de toros bilbaína, contó con la presencia de Javier Aresti, Presidente de la Comisión Taurina de la Junta Administrativa de Vista Alegre; los miembros de la Comisión, Juan Manuel Delgado y Antón Taramona; el propio empresario Pablo Chopera; la gerente del coso Nerea Heppe; así como el autor de la imagen ilustrará los carteles, Javier Riaño Urieta.

La feria de Bilbao la integran una corrida de rejones, una novillada con picadores y siete corridas de toros. Del abono destaca la doble comparecencia de Enrique Ponce y Miguel Ángel Perera.

La totalidad de la cartelería es la siguiente:

Sábado 22 de agosto. Toros de Ángel Sánchez y Sánchez para Hermoso de Mendoza, Andy Cartagena y Sergio Galán.

Domingo 23 de agosto. Novillos de El Parralejo para Posada de Maravillas, Varea y Roca Rey.

Lunes 24 de agosto. Toros de Puerto de San Lorenzo para Morenito de Aranda, Joselito Adame y Juan del Álamo.

Martes 25 de agosto. Toros de Jandilla para Juan José Padilla, El Cid y José Garrido.

Miércoles 26 de agosto. Toros de Juan Pedro Domecq para Enrique Ponce, Morante de la Puebla y José María Manzanares.

Jueves 27 de agosto. Toros de Garcigrande y Domingo Hernández para Enrique Ponce, El Juli y Miguel Ángel Perera.

Viernes 28 de agosto. Toros de Antonio Bañuelos para Finito de Córdoba, Iván Fandiño y Alejandro Talavante.

Sábado 29 de agosto. Toros de Alcurrucén para Diego Urdiales, Sebastián Castella y Miguel Ángel Perera.

Domingo 30 de agosto. Toros de Victorino Martín para Antonio Ferrera, Manuel Escribano y Paco Ureña.

 


 

Opinión

Los números de
San Isidro

Rafael Cué
La Fiesta Está Viva
Rafael Cué

02:30 PM

Ha terminado el Mundial del Toreo. Los 31 festejos seguidos en la Plaza de Las Ventas en Madrid han sido el centro de atención del fascinante mundo del toro. Lejos de analizar artística o taurinamente el resultado de esta Feria, considero interesante pensar sobre la estadística. En el arte, dos más dos no necesariamente son cuatro; en el toreo, existiendo parámetros de seriedad y verdad cuando un hombre lidia un toro, la percepción de las emociones es distinta en cada espectador.

Participaron 43 matadores de toros a pie, ocho novilleros y 10 rejoneadores con alternativa. De cinco nacionalidades: españoles (52), mexicanos (4), peruanos (2), portugueses (2) y un colombiano.

Se lidiaron 174 animales de 39 distintas ganaderías, éstas sí todas hispanas. Fueron 132 toros con por lo menos cuatro años cumplidos, y 18 novillos. Todos estos toros y novillos lidiados representaron 348 orejas posibles como premios a los toreros. El 2015 ha sido una buena feria y, para que usted valore lo complicado que es cortar un apéndice en Madrid, se cortaron 15, lo que representa el 5.68 por ciento de las orejas posibles, lo cual refuerza el pensamiento de que en el toreo los números son sólo eso y lo que realmente trasciende es el sentimiento que despierta la labor del torero ante los ojos del público. Lo que sí hubo fueron grandes faenas que no resultaron con triunfo por las fallas con la espada; por ejemplo, la del Payo a su primero, la de Talavante en su última tarde y la de Rafaelillo ante un Miura en el cierre de feria.

Madrid como afición y como feria ha madurado. Si bien tiene al lamentable Tendido 7, donde la mayoría de sus pobladores son una especie de comunidad protagonista, intransigente y, lo peor del caso, muy poco conocedora y sensible ante la tauromaquia, que se saben dos frases y de ahí no salen, el resto de los tendidos ha mostrado que hoy en día al toro hay que disfrutarlo. Es una fiesta, una celebración milenaria que da entidad a varios países, y si algo hace fuerte a un país es el mantener las tradiciones, el orgullo por formar parte de ellas, o en caso extremo, el respeto a quienes están a favor. Madrid le perdió el miedo al 7 y con eso abrió los ojos a su tauromaquia, donde lo que pasa en el ruedo venteño trasciende en el mundo. Vivir la fiesta con sensibilidad no le quita seriedad al espectáculo ni a la plaza, al contrario, le da grandeza y valor.

Hubo cuatro salidas a hombros por la Puerta Grande, dos para matadores de a pie y dos para rejoneadores. Sebastián Castella tuvo una gran feria, lidió seis toros de los cuales dos están considerados dentro de los mejores del ciclo y con ambos estuvo a la altura, cortándole dos orejas al gran Jabatillo, de Alcurrucén. López Simón en menos de dos meses consiguió cortar cuatro orejas en Madrid, dos en pre-feria y dos en San Isidro; su carrera deberá tomar el vuelo que estos dos triunfos avalen.

Diego Ventura y Leonardo Hernández han demostrado estar al nivel del maestro Pablo Hermoso de Mendoza, pero con personalidad propia dieron respaldo empresarial a la corrida de rejones, festejo prácticamente inédito en nuestro país, que estoy seguro tiene gran potencial.

Algunos toreros pagaron con sangre la grandeza del toreo. Dramática la cornada de Jiménez Fortes en el cuello, que gracias a Dios no le quitó la vida. Hubo volteretas terribles y percances que, aunque abrieron las carnes, no pusieron en peligro la vida de ninguno de estos últimos héroes de nuestros tiempos, los toreros.

Twitter: @rafaelcue

 


 

Este Sábado en Roquetas de Mar, Almería, actuará dentro del XXI Ciclo de Novilladas de Clase Practica

Enlace permanente de imagen incrustada

 


 

Seguimos en la lucha, soñadoras incansables gracias por creer.

Enlace permanente de imagen incrustada

 


 

31 tardes han dado para mucho

San Isidro: Una de las mejores ferias de la década, que superó el listón de 650.000 espectadores

Se acabó la feria más larga e importante del mundo. Ha llegado a su fin con un balance más positivo que en anteriores ediciones. 195 reses bravas, entre toros y novillos, y tan sólo 9 como sobreros. Todo un récord. Salvo en las corridas toristas, en casi todas las demás hubo al menos un toro que facilitaba el triunfo. Se ha elevado, por otro lado, el número de los trofeos concedidos, que en este 2015 han sido 29, con Sebastián Castella como el más premiado. Y pudieron ser más, si las espadas funcionan. Y el récord socialmente más relevante: el número de espectadores se situó por encima de los 650.000 en las 31 tardes, pese a que el abono se encuentra en el mínimo de los últimos 5 años.

Hasta el Santo Patrón se habría asombrado quizás del resultado final del largo ciclo ferial que Madrid organiza en su recuerdo. Salvo contadas excepciones –curiosamente casi todas con las ganaderías duras–, la feria que acabó el domingo 7 de junio ha rayado a un nivel mucho mejor que las inmediatamente anteriores. De las 31 tardes que Las Ventas abrió sus puertas –29 dentro del abono, dos extraordinarias–, raro fue el día en el que el aficionado no se llevó a casa un recuerdo para comentar hasta que llegue otoño. Y eso a pesar de los vendavales que mortificaron al respetable y que añadieron nuevos riesgos para los espadas en muy numerosas tardes.

Con crisis y sin crisis, que de 31 espectáculos en 8 se colgara el “No hay billetes” y en otros 5 el bendito cartel se quedara a un par de cientos de entradas, hoy en día constituye todo un record. Contando, además, que tan sólo en 5 ocasiones bajó algo el boletaje vendido, de ellas dos de las de rejones.

La empresa informó al inicio de la feria que el número de abonados con respecto al pasado abono de Otoño había descendido ahora en 715. Quiere ello decir que si en otoño los abonados eran 14.515, en este San Isidro hubo un total de 13.800. Sin embargo, pese a que ahora en el camino han quedado esos 715 y que se registra la cifra más baja de los últimos cinco años, a vista de tendido podría decirse que en la venta de entradas sueltas se ha ido recuperando sobradamente esa cifra. ¿Un inicio de cambio de hábitos en los aficionados? Pues a lo mejor.

Si se realiza una estimación operando sobre datos reales estimados, un cálculo del número total deespectadores nos situaría en el entorno de un total mínimo de 640.000 asistentes de pago, cifra que en cualquier caso ningún otro espectáculo, salvo el futbol, consigue concentrar. Si a esa cifra se unen las localidades que por diversas causas –pases de prensa, compromisos sociales de la propiedad, etc.– se distribuyen, nos situariamos ya en una estimación muy próxima a los 660.00 asistentes a la feria. Resulta indiferente en cuál de los límites de esa banda nos quedemos, en ambos casos constituye todo un record.

 

Un record muy cualificado por un hecho singular y único: se trata de un serial que se desarrolla –con resultado impredecible, además– durante 31 días consecutivos, un factor que en el resto de espectáculos públicos no ocurre. Y todo ello tratándose de un espectáculo que se retransmite diariamente y en directo a través de un canal de pago, cuyo coste total para un espectador es inferior a lo supone el coste de una entrada de tipo medio y para un sólo día.

Se trata de una estadística a nuestro entender muy relevante. Y no ya para valorar el acierto o desacierto de la Empresa organizadora, sino especialmente para comprobar, frente a otras voces, cuál es el grado de arraigo social del que la Tauromaquia goza hoy. Bajo este punto de vista, el dato resulta incontestable.

Por lo demás, romper lo que se dice romper, no se ha roto ningún escalafón torero, que casi todos se quedan en el lugar que ya estaban, con las salvedades de López Simón y Morenito de Aranda, que confirmaron triunfos anteriores y se pueden ir abriendo un sitio en los carteles; mientras que entre la novillería, Gonzalo Caballero –que como no espabile “se le pasa el arroz”–, Francisco J. Espada y, sobre todo, Roca Rey confirmaron que están en el camino adecuado.

Pero en una ciclo isidril de los años modernos que los toreros de a pie hayan cortado nada menos que 18 orejas –además de las 11 que se repartieron los rejoneadores, a los que se mide por distinto rasero– nos está indicando que el nivel medio ha mejorado con respeto a los años anteriores.

Triunfo de Sebastián Castella; originalidad de Talavante

De las figuras, dentro y fuera del coto cerrado del G-4, quien se llevó la palma resultó ser Sebastián Castella. Si ya en Sevilla apuntó que había retomado su camino, después de un par de temporadas en la duda, en Madrid lo confirmó. Es cierto que tuvo una auténtica hada madrina en los sorteos: suyos fueron dos de los cuatro o cinco toros destacados de la feria. Su mérito radica en algo bastante simple, pero que no siempre se da: se hablado de él, y además muy bien, tanto o más que se han cantado las bondades de sus oponentes.

Agradó en la misma medida que sorprendió el nuevo Alejandro Talavante. No estuvo arrollador, desde luego; pero su apuesta por la innovación y la improvisación calaron en el aficionado. Ha venido a ser como un modelo posible de lo que bien podríamos denominar “la faena imprevisible”.

Ausente voluntario Enrique Ponce, sin brillos añadidos pasaron El Juli y Miguel A. Perera, muy lejos el extremeño de la fulgurante temporada de 2014. Cumplió holgadamente José Mª Manzanares, que ya sufre en sus carnes la incomprensión del mismo sector que discutió a su padre. De Morante queda el recuerdo de que una tarde hizo el paseíllo, pero muy poco más.

 

Aunque en ninguna de sus tres tardes la cosa les funcionó de cara a los dichosos marcadores, han mantenido su cartel en Madrid Antonio Ferrera, como ejemplo de lidiador, y Diego Urdiales, como exponente de la torería más añeja. Por su parte, Miguel Abellán, colocado como nunca en esta feria, no acabó de dar la medida, eso sí: con unos tendidos muy exigentes con él.

Y entre los jóvenes emergentes, mucho más que justificó, aunque pagándolo con sangre, su buen momento Jiménez Fortes; consiguió que al fin Madrid viera su buena condición Manuel Escribano, mientras que Juan del Álamo alcanzó a mantener sus expectativas de futuro. El resto pasó sencillamente por Madrid, sin subir ni bajar, aunque alguno, como Paco Ureña, con el agravante de haberse dejado ir uno de los toros de la feria.

De los “hombres esforzados”, que diría Sánchez de Neyra, el mejor librado ha sido “Rafaelillo” que cuajó una gran faena a un toro de Miura, por más que luego perdiera el triunfo con la espada. También a Fernando Robleño, sin alcanzar el éxito, se le pudo ver como un torero muy sólido, muy hecho para estos compromisos duros. Del grupo mexicano tan sólo Joselito Adame dejó recuerdo.

Y entre los novilleros, Roca Rey confirmó que su anterior salida por la Puerta Grande no fue por casualidad: es un sólido aspirante a consolidarse en la profesión. Dieron una buena dimensión Francisco José Espada, que se quedó solo con los seis novillos del Conde de Mayalde, y el siempre tenaz Gonzalo Caballero.

Los damnificados, papeleta sin resolver

Punto y aparte para dos damnificados pendientes de recuperación. Por un lado, Iván Fandiño, que como ya se vio en Sevilla, no termina de asimilar el vacío que se le abrió bajo los pies con la apuesta tan arriesgada del Domingo de Ramos en Madrid. Por otro, El Cid. En el caso del torero de Saltera, la tarde que para su futuro era crucial, los seis toros de Victorino, todo salió al revés, rematadamente al revés; Un grave tropiezo, de los que los toreros purgan. Para el vizcaino-manchego, su paso por Madrid no le ha sacado del hoyo.

Para ambos se podría aducir para su consuelo que un trastazo similar se dio años atrás Talavante en idéntica o parecidas circunstancias: también a él le pudo hasta desbordarle la corrida de Victorino. Si, pero no es lo mismo. Talavante no venía de un bache profundo y, pasara lo que pasara, tenía ya hecha la temporada. Y para colmo, a los pocos días del fracaso, formó un verdadero lío en Las Ventas, del que se estuvo hablando el resto de la temporada.

El Cid, en cambio, necesitaba de un golpe de mano para enderezar su carrera, bamboleante en los últimos años, y con la agenda casi vacía: no figura incluido en ninguna de las ferias de junio, ni en los sanfermines. Y Fandiño precisaba de zurcir el gran roto de su anterior apuesta, siendo como es un torero que no goza, al menos por ahora, de codearse en el grupo de los que los taurinos han declarado por su cuenta como “indispensables”, a los que se anuncia con independencia de que triunfen o fracasen.

A El Cid la feria madrileña le resta, a Fandiño no le aporta nada. Ahí radica la diferencia. Por eso, de los dos, Fandiño tiene más fácil cambiar la moneda, porque oportunidades ya comprometidas no le van a faltar; lo que necesita es que las aproveche, que le salga ese toro que le devuelva el sitio perdido.

Y a caballo, Diego Ventura

Un año más se comprueba que Madrid acepta bien los festejos de rejones. Eso sí, cada vez de forma más selectiva: nada que ver las dos tardes en la que estaban las figuras con las otras dos. De cara al aficionado, a lo mejor es cosa de pensar en dar tres más rematadas queese actual 2+2; para la empresa, de seguro que habrá hecho sus número y conocerá sus conveniencias.

Disquisición al margen, lo que quedó claro es que en 2015 quien ha mandado en el ruedo ha sido Diego Ventura, que rayó a un nivel espléndido en su única comparecencia. Aquella fue como esa tarde tantas veces soñada por un torero, pero que nunca llega; su actuación ante el 5º –con el hierro de Capea– marcó un nivel increíble. Pena que no repitiera en los carteles.

Sigue estando arriba, pero los años inexorablemente pasan. Será porque vino demasiado acostumbrado a la escasa exigencia mexicana, o por otra causa, pero aún descontando que no tuviera suerte con los hierros de muertes, Hermoso de Mendoza ya no reina en solitario.

Con el siempre muy estabilizado Sergio Galán, de los demás actuantes destacaron los más jóvenes: arrollador Leonardo Hernández, con dos puertas grandes en su haber, y progresando muy adecuadamente los dos más nuevos: Luis Valdenebro y Manuel Manzanares.

Mucho “domecq”, pero sólo uno verdadero

De la numerosísima presencia en los carteles del monoencaste domceq, la realidad luego dejó claro que sólo uno hizo gala de sus orígenes: justamente el de Juan Pedro Domecq, que lidió con diferencia la corrida más completa de cuantas hemos visto.

Trajo a Madrid una gran corrida de toros. Con presencia y, sobre todo, particularmente brava y encastada, como se comprobó ante los caballos. Pero además fueron prontos y fijos ante los engaños, para luego dejar constancia una dosis muy adecuada de nobleza, sin que nada de ello bajara su nivel de exigencia. Y entre ellos, resultaron particularmente buenos “Embestido” (2º). “Destajoso” (3º), y “Ballenito” (5º), además de “Mensajero” (6º bis), de Parladé, lidiado como sobrero.

Pero sin ser corridas completas, destacaron de forma muy especial otros tres toros: “Jabatillo”, con el hierro de Alcurrucen, un colorado muy en “nuñez”, con el que triunfó Castella; “Lenguadito”, un sobrero que ya lo había sido en 2014, con la divisa de El Torero, que proporcionó otro éxito al torero francés; y “Agitador”, un ensabanado de Fuente Ymbro, espectacular ante el caballo y con casta y nobleza siempre.

Fuera de este nivel de máximos, si algo ha marcado el San Isidro 2015 es que prácticamente todas las tardes ha salido por chiqueros al menos uno que le ofrecía el triunfo a su torero. Luego se aprovecharía o no, pero por el animal que no fuera.

Curiosamente a esta regla general fueron excepción las corridas consideradas como más duras. Se salvó algo, no mucho, la de Baltasar Ibán, pero ni lo de Pedraza de Yeltes, ni las posteriores de Cuadri, Partido de Resina, Adolfo Martin o el propio Victorino dieron juego y repartieron emociones. Y al cierre de la feria, un toro –el 4º– salvó a Miura de unirse al grupo de los imposibles.

Decepción absoluta, rayando en el despropósito, la doble comparecencia de Victoriano del Rio, cuyo fracaso no tiene paliativo alguno. Sin llegar a ese rasero tan bajo, tampoco respondieron los de Jandilla, El Pilar, Núñez del Cuvillo, El Montecillo, El Ventorrillo y Salvador Domecq, entre otras. Con mayor o menor fortuna, salvaron los muebles las de Puerto de San Lorenzo, Las Ramblas, Alcurrucen y Parladé.

►Fotografias: Álvaro Marco/Las Ventas

 


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: