NOTICIAS TAURINAS

11 Oct

23ª TEMPORADA 2013

Sexto Festejo

SÁBADO  12 DE OCTUBRE

4  CAPARICA 4

Divisa: Negro, tabaco y rojo

Aspirantes a novilleros menores de 17 años

JOSÉ MARÍA PASTOR

AGUASCALIENTES

JOEL ARTURO DELGADO

GUANAJUATO

PATRICIO VILLICAÑA

“EL PATO OCHOA”

MICHOACÁN

HÉCTOR GUTIÉRREZ

AGUASCALIENTES

_____________________________________________________

_____________________________________________________

Joselito ha comenzado con la rehabilitación

De inmediato, el matador mexicano Joselito Adame ha comenzado en Madrid con el proceso de rehabilitación, luego de la cirugía a la que fue sometido la tarde del pasado lunes en la Clínica Quirón San José, en la que se corrigió la fractura de peroné izquierdo que sufrió el sábado en Las Ventas

Liber Taurus: Feria del Pilar, historia y tradición

La temporada taurina española vive sus tramos definitivos, quedan apenas tres escalas en el largo periplo por decenas de ciudades enclavadas a lo largo y lo ancho de la piel de toro; a saber,  el otoño madrileño que ya se cumplió, restando aún la corrida de la Hispanidad prevista para este sábado día 12 de octubre; la Feria de Zaragoza y el aldabonazo final en Jaén. Recorrido al que nos hemos sumado para compartir el trayecto epilogal de la campaña. 

Leonardo Hernández pone su cuadra a punto

Leonardo Hernández ha estado metido en su cuartel general en San Juan del Río, en donde ha estado toreando vacas y poniendo a punto su cuadra para lo que será el inicio de su campaña en suelo azteca el próximo domingo 13 de octubre en la plaza “Vicente Segura” de Pachuca

Celebrarán Concurso de Escuelas en GDL

Este próximo domingo 13 de octubre se llevará a cabo el segundo Concurso Nacional de Escuelas Taurinas, en la plaza “Nuevo Progreso” de Guadalajara, a las 16:30 horas y con acceso gratuito para todo el público, esto gracias al apoyo de los ganaderos que han hecho posible estos festejos en los que se lidiarán erales de Marrón, Boquilla del Carmen, Xajay, Santa Fe del Campo, Chinampas y De Monserrat.

Definen el sexto cartel de la Plaza Arroyo

La empresa de la Plaza Arroyo, que comanda José Arroyo Loyo, ha dado a conocer a través de un boletín de prensa el cartel para el sexto festejo del presente ciclo, un nuevo festival de aspirantes a novilleros a celebrarse mañana sábado a las 13:00 horas.

Curro Romero recibirá el I Trofeo “Juan Belmonte”

El próximo día 8 de noviembre se inaugurará en Cañada Rosal (Sevilla) la primera Tertulia Taurina que llevará el nombre de Juan Belmonte García. Asimismo se entregaran los primeros trofeos “Juan Belmonte” a distintas personalidades.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

Badajoz y Corrida de fin de Feria en la Mira de Silis

Escrito por:Luis Hernández el : 11 octubre, 2013 0

Juan Luis Silis, torero lucha cotidiana.

Juan Luis Silis, torero lucha cotidiana.

Dos especiales motivaciones mantienen arriba el ánimo de Juan Luis Silis al regresar este domingo a la plaza de su encumbramiento, la “Vicente Segura”: ganarse los puestos para el intercambio taurino con España y alternar con Julián López “El Juli” el mes próximo; ambos proyectos ofrecidos por el empresario Julio Uribe.

“Para mí todo es toro; lo sentí desde que tomé mi primera lección con el matador Mariano Ramos, tan es así que recuerdo que en casa me iban a llamar la atención por un disgusto familiar y, el maestro le dijo a mis padres: déjenlo, ya no le daremos oportunidad en las tientas. Fue entonces, cuando valoré la importancia de esta profesión”.

Así de mentalizado se encuentra el torero que no se baja del premio motorizado que obtuvo el año anterior en la ciudad del emblemático reloj, la compacta camioneta roja que luce el logotipo de “Pasión Ganadera”, símbolo triunfador de la corrida Concurso de Ganaderías del 7 de octubre.

“Ya desde antes anhelaba estar frente al toro porque es una sensación muy fuerte, de esas que quieres experimentar cada vez más y más, Y cuando vienen los triunfos como los de Pachuca y Aguascalientes, entonces sólo pides que te den toros y más toros; por fortuna la empresa de Don Julio Uribe me los está dando y ahora voy por más premios”.

Juan Luis se subió al carro al bordar a “Gato” de Caparica en ese significativo Concurso de Ganaderías, faena que brindó a la memoria de Mariano Ramos, quien había fallecido tres días antes. “Va por usted Maestro” y elevó la mirada al cielo, al tiempo de persignarse con la montera para honrrar la memoria del gran torero charro de La Viga.

En aquella tarde afloraron todos los cánones del Torero Poder (“Usted siempre tiene que torear a la mexicana; nada de hacerlo como los españoles”). Y los sabios consejos surtieron efecto: el juego de muñecas al tomar el capote, la espada de matar como ayudado de muleta y porque había que despeñar con fe, cobró la estocada a Topa Carnero.

Las orejas de “Gato” le fueron entregadas, más tarde, el premio. Y no se fue de la plaza por su propio pie; Don Julio Uribe le hacía la entrega del prometido premio enmedio del clamor general que ahora lo tiene en un gran cartel, pues a diferencia del 2012 esta vez matará dos toros.

“Pasión Ganadera” anunció La Feria de San Francisco con un intercambio hispano-mexicano para actuar en la plaza de Badajoz a partir del año próximo, motivación que tiene puesto a Silis en la mira, y la otra, actuación de “El Juli” en este noviembre en la Vicente Segura.

Juan Luis Silis está anunciado al lado de “Cuqui” de Utrera, Uriel Moreno “El Zapata”, previa actuación del rejoneador español Leonardo Hernández, para despachar un encierro de Don José Julián Llaguno en lo que será la quinta corrida de feria pachuqueña que año con año está cobrando relevancia.

“Es una oportunidad que no voy a dejar escapar, por el gusto de torear se sacrifica todo, bueno no es sacrificio, más bien, disciplina, pues si uno quiere alcanzar grandes latitudes, debe de ir en busca de ellas. Y Pachuca se me ha dado muy bien; vamos por todo: Badajoz, alternar con El Juli, y las orejas de mi lote”.

Ocho las Puertas Grandes de Silveti en Europa

Escrito por:Edgar Mendoza el : 10 octubre, 2013 0

silvete-hombros

Diego Silveti logró buenos dividendos en el 2013

Diego Silveti ha iniciado su preparación de cara a su temporada por América y el pasado 5 de octubre culminó una interesante campaña europea 2013 con un total de 15 corridas, 23 orejas y 8 salidas a hombros.

Silveti comenzó su temporada por Europa en Las Ventas de Madrid el 19 de mayo donde alternó con Juan Bautista y Juan del Álamo, esa tarde quedará en el recuerdo ya que ante una tremenda granizada le cortó una oreja a su primero de nombre “Orador” rompiendo así la racha de 13 años sin que un torero mexicano cortara oreja en una Feria de San Isidro. Un día después confirmó su alternativa en Francia, presentándose en Nimes, teniendo como padrino a Julián López “El Juli” y de testigo a Alejandro Talavante, esa tarde Diego le cortó una oreja al segundo de su lote.

El 20 de julio volvió a Francia para presentarse en la localidad de Chateaurenard para alternar con Juan José Padilla y Sebastián Castella, esa tarde Silveti cortó dos orejas para lograr su primera puerta grande en esta campaña europea.

Ya en el mes de agosto el día 4 volvió a salir en volandas pero ahora en Íscar Valladolid cortando una oreja a cada uno de sus oponentes, esa tarde Diego alternó con Alberto Aguilar y Jiménez Fortes, posteriormente actuó el 15 en Alfaro y el 16 en Briviesca.

Su tercera puerta grande de la campaña por Europa llegó el 24 de agosto en Iniesta donde triunfo al cortar una oreja en su primero y las dos de su segundo, un día después actuó en Tarazona donde logró su cuarta salida a hombros tras cortar las dos orejas de su segundo astado, su última tarde en agosto se registró el 27 en Cieza donde cortó una oreja.

En el mes de septiembre Diego tuvo 5 actuaciones, iniciando el 8 en Arles, Francia donde cortó una oreja, un día después viajó a España para actuar en Laguna de Duero y lograr su quinta salida a hombros tras cortar tres orejas, el martes 10 tuvo una destacada actuación en San Martín de Valdeiglesias sin embargo las fallas con la espada le impidieron incluso cortar un rabo y todo terminó con una gran ovación del tendido madrileño.

El 14 de septiembre Silveti actuó en Sangüesa conquistando su sexta puerta grande al cortar dos orejas en el segundo de su lote, el lunes 16 en Fuenlabrada salió a hombros al lado de sus alternantes Juan José Padilla y David Fandila “El Fandi” registrando su séptima salida a hombros, finalmente el pasado 5 de octubre finalizó su campaña en Boadilla del Monte logrando su octava puerta grande tras cortar una oreja a cada uno de sus toros.

Guadalajara concurso de Escuelas Taurinas

Escrito por:Edgar Mendoza el : 10 octubre, 2013 0

CARTEL 2DO FESTIVALEl próximo domingo 13 de octubre llevaremos a cabo el 2do. Concurso Nacional de Escuelas Taurinas a las 4:30 de la tarde con acceso gratuito para todo el público.

Gracias al apoyo de los ganaderos que han hecho posible estos festejos se lidiarán erales de Marrón, Boquilla del Carmen, Xajay, Santa Fé del Campo, Chinampas y De Monserrat.

Cabe destacar también la colaboración de la Unión Mexicana de Picadores y Banderilleros, así como de los miembros del Sindicato del Servicio Interior de Plaza (Monosabios).

Actuarán alumnos categoría B de entre los 14 y 17 años de edad.

Francisco Miramontes “Lagartijo” (Academia Municipal Taurina de Guadalajara), José María Pastor (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Joel Arturo Delgado “El Panita” (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Cayetano Delgado (Escuela Taurina de Monterrey), Pablo Vite (Escuela Taurina Hidalguense), Mariano Sescosse (Escuela del Arte y la Cultura de Zacatecas), José María Hermosillo (Escuela de Espectáculos Taurinos de México) y Juan Pedro Llaguno (Escuela Taurina De Querétaro).

Se disputaran premios en metálico así como avíos de torear para los triunfadores, donados por varios patrocinadores.

Se presentan en Arroyo, “El Panita” y “El Pato Ochoa”

Escrito por:Edgar Mendoza el : 10 octubre, 2013 0

67 CARMELO75 BULGARO74 PICARO64 HUARACHE 

Quedó conformado el cartel del sexto festejo para aspirantes a novillero, menores de 17 años en Arroyo para este sábado 12 de octubre a las 13:00 hrs.

Se lidian ejemplares de Caparica. Hay dos presentaciones de temporada las de Joel Arturo Delgado “El Panita” y Patricio Villicaña “Pato Ochoa”.

Así como los regresos de José María Pastor para una segunda actuación y Héctor Gutiérrez quien acumula ya una tercera tarde esta campaña.

Y es que la empresa que comanda José Arroyo Loyo, ha dado oportunidad a los jovenes que están triunfando y el otro punto sus aptitudes.
De esta forma se estan alcanzando los objetivos de promoción para este grupo de jóvenes.

23ª TEMPORADA 2013
Sexto Festejo
SÁBADO 12 DE OCTUBRE
4 CAPARICA 4
Divisa: Negro, tabaco y oro
Aspirantes a novilleros menores de 17 años
JOSÉ MARÍA PASTOR
AGUASCALIENTES
JOEL ARTURO DELGADO
GUANAJUATO
PATRICIO VILLICAÑA
“EL PATO OCHOA”
MICHOACÁN
HÉCTOR GUTIÉRREZ
AGUASCALIENTES

_____________________________________________________

_____________________________________________________

Toros de Osborne

MALAS COMPAÑÍASCeleste Ramírez

2013-10-11 • CULTURA

Las carreteras son líneas de incógnita. Son paraísos inciertos y espacios enormes e infinitos donde a vuelo de pájaro se aprecia la vida y el terraplén. Campos de cultivo, montañas, laderas extremas, arbolado, concreto y esa infinita raya blanca que divide. Y tras la ventanilla se formulaban historias con el viento en la cara y el cabello volando.

Ahora, por la carretera esos paisajes diversos evocan vivencias múltiples. La más recurrente proviene de la infancia, cuando sobre ruedas viajaba con mi familia: “Papá, avísame si viene uno de esos toritos”, le insistía a mi padre por el camino ya sea por Jalisco o Aguascalientes.

Hoy a más de treinta años, sigo esperando ver el torito de Osborne pero ya no hay muchos. Y me sigo maravillando con esa solitaria y estoica figura taurina que a contratiempo sigue en pie en las autopistas (hay uno en la México-Toluca). Me recuerdan los trayectos con familia y, en esencial, a mi abuelo, aficionado a la fiesta brava. También a la película Jamón, Jamón (Bigas Luna, 1992).

La implementación de las vallas diseminadas por caminos carreteros de España y Latinoamérica respondió a una estrategia publicitaria de gran impacto que inició en 1956 bajo la casa Osborne, pero traspasó la frontera comercial para constituirse en uno de los más preponderantes símbolos culturales ibéricos.

En el país de origen indujo un movimiento popular que pugnó ante tribunales para que los toros no desaparecieran del paisaje. Fue en 1997, el “indulto” al toro de Osborne, considerado como de interés social, cultural y artístico.

Actualmente es ícono para quienes son afines a la tauromaquia, existe un surtido de productos oficiales, desde en camisetas, “vaqueros” y hasta corbatas. Algunos lo llevan en tatuajes.

Ha recibido innumerables reconocimientos y ha sido el foco de numerosas actividades culturales y artísticas. Las vallas son patrimonio cultural en España, aunque en algunas partes -frente al rechazo por la fiesta brava- se derriban a tiros de piedras.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

TOROESTORO 

Los de Caparica para Arroyo

Publicado por Redacción el 11/10/2013 Los de Caparica para Arroyo Estos son los cuatro ejemplares de la ganadería de Caparica que habrán de lidiarse el sábado 12 de octubre en punto de las 13 hr., en la Plaza de Toros del Restaurante Arroyo.

El cartel está conformado por los jóvenes aspirantes a novilleros menores de 17 años José María Pastor, Joel Arturo Delgado, Patricio El Pato Ochoa Villicaña y cierra el cartel el hidrocálido Héctor Gutiérrez.

Antes del festejo taurino se celebrará la tradicional misa con mariachi.

No.64 “Huarache” No.67 “Caramelo”
Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva
No.74 “Pícaro” No.75 “Bulgaro”
Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva

Confirmado el cartel para la sexta de Arroyo

Publicado por Redacción el 10/10/2013 Confirmado el cartel para la sexta de Arroyo En su vigésimo tercera temporada, la plaza de toros del restaurante Arroyo anuncia el cartel para el sexto festejo de la temporada 2013.

Para lidiar cuatro ejemplares de Caparica, y hacer el paseíllo a las 13:00 hrs., jóvenes aspirantes a novilleros menores de 17 años, se anuncia a José María Pastor de Aguascalientes, Joel Arturo Delgado de Guanajuato, Patricio Villicaña El Pato Ochoa de Michoacán y Héctor Gutiérrez de Aguascalientes.

En punto de las 12:00 hrs., previo al festejo se llevará a cabo la ya tradicional misa con mariachi.

Pares al Quiebro

Publicado por El Vito el 11/10/2013 Pares al Quiebro [El Vito] CARLOS V presumía que en sus dominios no se ponía en Sol. Igual presumimos los aficionados a la Fiesta de los Toros cuando vemos el sol de la mañana en nuestro continente, al alba de la temporada americana.

México y Lima, cual tenazas que abarcan toda una historia de pasiones, revueltas, y libertades surge el sol del toreo en la América Hispana. Es por ello que hoy en horas de la mañana viaja a México para iniciar una muy esperanzadora campaña en ruedos aztecas el matador de toros Erick Cortés, que con brillante palmarés se juega las cartas el domingo 18 en Hidalgo, con esa ilusión que llevan todos los toreros del mundo que es la de participar en la Temporada Grande de la Monumental Plaza México

EL CAMPO BRAVO de México espera a Erick, en los tentaderos de don José Antonio Garfias de los Santos en la Villa de Arriaga, con don Carlos Castañeda en Querétaro en La Quintana, y en el campo bravo de Tlaxcala en el tentadero de La Laguna en la ganadería de don Antonio de Haro, los cárdenos famosos herederos de glorias impresas en anales históricos de los González de Tepeyahualco, Piedras Negras y de don Manuel de Haro.

EN MÉXICO ya rueda la rueda de la temporada, y es Pachuca “la bella airosa” donde la noria del toreo está centrada, con una corrida de rejones y forçados el sábado y toros de José Julián Llaguno el domingo para Joaquín Díaz, El Zapata y Juan Luis Silis el domingo.

ARMILLITA se incorpora a la temporada de México, y está anunciado en una corrida mixta con los ases El Juli y Saldivar en Saltillo, el 9 de noviembre en la plaza “Fermín Espinosa”. Curro Vázquez, apoderado del nieto del Coloso de Saltillo, no quiere dejar parado a su torero y lo coloca con los maestros. ¿Recuerdan que en esta columna propusimos hacer algo parecido con nuestros novilleros?

LA TEMPORADA de novilladas de Maracay al parecer duerme el sueño de los justos. Organizadores y ganaderos se echan las culpas unos a otros, pero la verdad es que luego de un intento fallido se paraliza la temporada en una cuna de nonatos.

MÉRIDA anuncia que antes de fin de mes ya pondrá en la calle los carteles de la Feria del Sol 2014. Adelanta un as de su baraja, el debut del rejoneador más importante del mundo, Hermoso de Mendoza.

¿TOROS para Mérida? Regresa Los Aránguez, divisa de historia triunfal en la sierra andina, van dos corridas de Hugo Domingo Molina, una de La Cruz de Hierro y otra corrida de Ricardo Ramírez.

VALENCIA y Maracaibo copan el escenario, en El Palotal el mano a mano de ganaderías, La Cruz de Hierro y Laguna Blanca con Manolo Vanegas, Edgar Antonio y el del patio Cristian Valencia que viene de triunfar en Zea.

Los novillos de San Lucas para Cinco Villas

Publicado por Redacción el 10/10/2013 Los novillos de San Lucas para Cinco Villas Quedaron reseñados los astados de la ganadería de San Lucas que serán lidiados este 12 de octubre en el tercer festejo de Cinco Villas.

En punto de las 13:00 hrs., de este sábado, partirán plaza los novilleros Diego Emilio, Christian Verdín, Gómez Vega, José Zavala, Abraham Veloz y Ángel Espinoza Platerito.

La entrada a la novillada es completamente gratuita.

No.25 No.29
Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva
No.42 No.64
Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva
No.74 No.725
Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva Haga Clic para ver la Imagen original en una ventana nueva

Concurso Nacional de Escuelas Taurinas

Publicado por Comunicado el 10/10/2013 Concurso Nacional de Escuelas Taurinas El próximo domingo 13 de octubre se llevará a cabo el 2do. Concurso Nacional de Escuelas Taurinas a las 4:30 de la tarde en la plaza de toros Nuevo Progreso de Guadalajara con acceso gratuito para todo el público.

Gracias al apoyo de los ganaderos que han hecho posible estos festejos se lidiarán erales de Marrón, Boquilla del Carmen, Xajay, Santa Fé del Campo, Chinampas y De Monserrat.

Cabe destacar también la colaboración de la Unión Mexicana de Picadores y Banderilleros, así como de los miembros del Sindicato del Servicio Interior de Plaza (Monosabios).

Actuarán alumnos categoría B de entre los 14 y 17 años de edad.

Francisco Miramontes Lagartijo (Academia Municipal Taurina de Guadalajara), José María Pastor (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Joel Arturo Delgado El Panita (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Cayetano Delgado (Escuela Taurina de Monterrey), Pablo Vite (Escuela Taurina Hidalguense), Mariano Sescosse (Escuela del Arte y la Cultura de Zacatecas), José María Hermosillo (Escuela de Espectáculos Taurinos de México) y Juan Pedro Llaguno (Escuela Taurina De Querétaro).

Se disputarán premios en metálico así como avíos de torear para los triunfadores, donados por varios patrocinadores.

Les recordamos que el festejo dará inicio a las 4:30 de la tarde y la entrada será totalmente gratuita.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

viernes, 11 de octubre de 2013

MANOLETE y MURCIA, un paseo taurino por aquella época

A don José Barceló Llorca y a Jaime Marco “El Choni”,  

Que tuvieron la suerte de ser amigos de Manolete.

Con el afecto del autor.
    

Cuando el 18 de julio de 1940 los carteles anunciaban en la plaza de toros de Murcia un sensacional mano a mano entre Domingo Ortega y Manolete, me imagino la curiosidad y la ilusión de los aficionados. Hasta que estalló la guerra civil, en julio de 1936, Domingo Ortega fue asiduo componente de las corridas que se organizaban en nuestra ciudad. Figura indiscutible, primerísima, desde que en marzo de 1931 tomara la alternativa en Barcelona, tras haber toreado muy pocas novilladas, pero con un aprendizaje muy duro por las capeas de castilla, su nombre era imprescindible en todo cartel de lujo. Y es, sin duda alguna, el torero más importante de la década de los treinta. Cuando en el 36, España queda dividida en dos, la mayoría de las figuras quedan en el llamado bando nacional y el que no, procura pasarse a él a través de Francia, valiéndose para ello de contratos en el sur del vecino país. En aquella zona también quedaron la mayor parte de las ganaderías y, a pesar de las dificultades, las corridas continúan en mayor número que en la zona roja. En aquella parte están Marcial, Manolo y Pepe Bienvenida, La Serna, Vicente Barrera, “El Estudiante”, Chicuelo y un largo etcétera.
     Los aficionados de esta parte ignoraban qué sería de sus ídolos, pues es de suponer que las noticias taurinas serían nulas, y, por otra parte, las preocupaciones de los murcianos serían muy otras ante un enfrentamiento tan incivil y absurdo.

José Vera “Niño del Barrio”

     Pero la afición sigue, a pesar de todo. Eran los años en que José Vera “Niño del Barrio”, novillero puntero de los años treinta, abocado a la alternativa, veía marcharse sus ilusiones con los avatares de la contienda; eran los tiempos en que surgía un novillero caravaqueño de personalidad desbordante: Pedro Barrera.      Así, con dificultades y todo, porque el ganado escasea en esta zona, en 1937 se dan en Murcia hasta diez festejos taurinos, la mayoría con la participación del “Niño del Barrio” y de un torero sevillano que en su día hizo concebir grandes esperanzas. Alternativado en su Sevilla natal en 1928 renuncia a la alternativa años después y vuelve al escalafón inferior. Su toreo de capa es muy notable, su estilo, finísimo. De ahí su apodo: Mariano Rodríguez “El Exquisito”.      Con ellos hacía el paseíllo un tal Julián Medina “El Alhameño”, Juan Tirado… Hasta una corrida mixta hubo el 10 de octubre de 1937, en la que mataron cuatro toros Rafael Vega de los Reyes “Gitanillo de Triana”, hermano del desaparecido Curro Puya, y Félix Colomo. Los novillos son pasaportados por nuestro Pepe Vera “El Niño del Barrio”.   

Mariano Rodríguez “El Exquisito”

    El año 1938 es más parco en festejos taurinos, puesto que sólo tenemos noticias de tres novilladas en las que vuelven a repetirse los nombres de Mariano Rodríguez “El Exquisito”, “El Niño del Barrio”, Juan Tirado, Julián Medina y saltan los nombres nuevos de Valentín Ritoré y Manuel Ruiz “Niño de la Isla”, al que tantas veces hemos visto en los últimos años, ya anciano, vigilante en la barrera, presto a darle consejo a su Mike Litri, el hijo de su entrañable amigo Miguel Báez Espuny.      ¿Fechas de estas novilladas? El 5 y 19 de junio y el 12 de julio. Por cierto que en la del 5 de junio actúa el ya mentado Juanito Tirado, diestro jienense, que a la semana siguiente encuentra la muerte al ser cogido por un novillo en la plaza de toros de Úbeda.      A partir del 12 de julio, un silencio taurino en la plaza de la Condomina. El 1 de abril de 1939, la guerra ha terminado. El pueblo quiere olvidar los horrores vividos y vuelve con ilusión a los toros en la fecha torerísima del 8 de septiembre para presenciar la actuación de Vicente Barrera, el abuelo del actual Vicente Barrera; Pascual Márquez y Juanito Belmonte, estos dos últimos “hechos” en estos tres años de pesadilla. Pascual Márquez es un torero valentísimo, hijo del conocedor de la ganadería de Moreno Santamaría. Es torero popular, muy del pueblo. Su estilo es espeluznante y Sevilla está volcada con él. Lo ha alternativado en 1937, en la Maestranza, el gran estoqueador Luis Fuentes Bejarano, con una gordísima corrida del hierro de Pablo Romero. Juanito Belmonte es hijo del inconmensurable Juan, el “Pasmo de Triana”. No es la primera vez que asoma por Murcia, que ya lo hizo de novillero en 1935 formando pareja con el hijo de otro diestro famoso, José Ignacio Sánchez Mejías, vástago del gran Ignacio, el del poema de Federico García Lorca.      Y ya, más repuesta la ciudad, más reorganizada la afición, 1940 nos trae en su primera mitad nada menos que seis festejos. Se inician éstos el día de San José, el 19 de marzo, con una novillada en la que actúa Pepe Cerdá, luego banderillero notable, luego fotógrafo taurino, muy popular en el Levante español. La nota destacada de aquel festejo corre a cargo de un espontáneo que deja a todos boquiabiertos, tal es su soltura y su decisión ante la res. El espontáneo se llama Antonio Sánchez y más adelante habríamos de conocerle con el sobrenombre de “Niño de Caravaca”.

Antonio Sánchez “Niño de Caravaca”

     El reencuentro con el Domingo de Resurrección, fecha taurina donde las haya, es el 24 de marzo. Al cabo de cuatro años, las imágenes de Salzillo, la del Cristo de la Sangre, la Dolorosa de Ruiz Funes, han vuelto a perfumar las calles de Murcia, a llenarlas de un fervor entusiasta, solemne. Vuelven a Murcia los toros legendarios de Trespalacios y es, también, un reencuentro de la afición con el siempre joven maestro Marcial Lalanda, que a estas alturas lleva ya veinte años de alternativa y es el eslabón que une los tiempos de Joselito y Belmonte con las nuevas generaciones. Con todos ellos ha competido, ocupando siempre un lugar preeminente en el escalafón. Con él hacen el paseíllo este día Pepe Bienvenida, el inmenso Pepote, torero muy largo, de los que pueden con todos los toros, y el finísimo Curro caro.      Ganas de toros hay en Murcia, pues el domingo siguiente, 31 de marzo, tenemos una novillada postinera con Pedro Barrera, que está ya en novillero puntero; el sevillano Paquito casado y Aurelio Puchol “Morenito de Valencia”. Al día siguiente, 1 de abril festivo por aquel entonces, repiten los dos últimos y se incorpora al cartel otro novillero de primera fila: Manolo Martín Vázquez.

“Morenito de Valencia”

     El 19 de mayo la plaza de la Condomina vuelve a abrirse para ser testigo de un mano a mano muy interesante. Los toreros de la tierra “El Niño del barrio” y Pedro Barrera se las van a entender con seis santacolomas de Joaquín Buendía. El 2 de junio, ambos novilleros vuelven a encontrarse en el mismo ruedo, esta vez en festejo de ocho novillos, con el acompañamiento de Domingo y Pepe Dominguín, que se presentan en Murcia.      Y así desembocamos, con la afición ya embalada, a aquel 18 de julio de 1940.


Presentación en Murcia

Domingo Ortega sigue siendo el maestro de siempre, el torero de maravilla, que dice su pasodoble. Ahora, menos duro en su estilo, más suave, más depurado, quintaesenciado, diríase que juega con los toros, adaptado a este toro que difiere en mucho del bronco y tremendo de los años treinta, donde su muleta era como un trallazo. El toro de esta hora es más chico, pero muy repetidor en sus embestidas. Así, pues, a Ortega todos le conocen. De Manolete llega mucho ruido con exclamaciones de asombro. Se ha hecho en la, otra zona y poco sabemos de su carrera novilleril, que transcurre, lógicamente, por las plazas del sur. Toma la alternativa el 2 de julio de 1939, en Sevilla, de manos del gran Chicuelo, y en las catorce corridas que torea dicho año llena a los públicos de estupor, como ocurriera en sus tiempos con Juan Belmonte, el que por cierto le ha visto torear en el Puerto de Santa María una corrida de Pablo Romero a la que el cordobés le corta las cuatro orejas y dos rabos y que cuando el crítico “Clarito”, que aún no ha visto a Manolete, le pregunta su opinión, el trianero responde con su tartamudeo característico: “Yo, que no debía asustarme de nada, cuando lo vi me asusté”.
   

“Clarito”

   ¿Y qué hacía Manolete para asustar a un hombre tan avezado a esas lides como el trianero? Pues traer su revolución propia. Si hasta él era norma que cada toro tenía su lidia, lo que implicaba que cada torero tenía que torear con arreglo a las condiciones del toro, Manolete nos dice con su muleta que son los toros los que tienen  que adaptarse a su concepción del toreo. Esa es su revolución. Igual que con Belmonte hubo un antes y un después, con el cordobés va a suceder otro tanto. Ya nada va a ser igual. El que no entre en esa dinámica se quedará atrás o se marchará a casa. A cierto tipo de toreros, a los que tienen que esperar “su toro” para destapar su arte, las cosas se le ponen difíciles. ¿Y por dónde va la revolución de este hombre; qué es lo que hace para que un gran número de toros le tomen la muleta? Pues pisa un terreno inverosímil, en el que se queda tremendamente quieto, tiene el don de encontrara la distancia justa, no se mueve pase lo que pase (y si pasa, si el toro le levanta los pies del suelo, vuelve a ponerse, impávido, en el mismo sitio), tiene una gran serenidad para ver llegar a los toros y un toque imperceptible, eficacísimo, para desviar la embestida incierta en el instante justo. Y así una y otra vez hasta que el toro se desengaña y se entrega. Y a partir de aquí, la locura. Y todo ello en el espacio de un ladrillo, nada de aquí te doy cuatro pases y allí tres. Todo en un espacio mínimo, prueba evidente de un dominio total.      Cuando llega a Murcia lleva ya 25 corridas en las que ha ido perfeccionando su difícil tauromaquia. Barcelona, la plaza en que más veces haría el paseíllo, se le ha entregado y en Sevilla, en sus tres actuaciones de la feria, con los hierros de Tassara, Villamarta y Miura, ha puesto el pabellón muy alto. Sevilla, a pesar de su rivalidad taurina con Córdoba, va a ser siempre muy manoletista. Pues todo eso sabíamos de él cuando aquel día acudimos a la, plaza para ver al de Borox y a él frente a seis toros salmantinos de Terrones. Como sucede con todo gran acontecimiento, las entradas eran caras y quizás esto, quizás el calor que debía hacer, motivó que la plaza solo se ocupara en su mitad. Y la verdad es que los que se quedaron en casa se lo perdieron, pues el maestro Ortega tuvo nada más y nada menos que este balance: en el que abrió plaza, saludos desde el tercio; en el tercero, dos orejas y rabo, y en el quinto, que brindó a aquel gran murciano anfitrión de toreros y artistas que se llamó Pepe Balaguer, cortó orejas y rabo.

Julián Alcaraz, pintor

     Por su parte, Manolete fue muy aplaudido en el segundo de la tarde, cortó las dos orejas y rabo del cuarto y en el sexto, que brindó al pintor Julián Alcaraz, fue muy ovacionado. El crítico taurino que juzgó la corrida opinó así del cordobés: “Teníamos verdadero interés en comprobar qué clase de torero es Manolete. Creemos que el puesto que ocupa en el toreo lo debe más que nada a su valor temerario. Porque a Manolete le ocurre con el toro como al baturro del cuento con el tren. Se pone delante de su camino y no se aparta y si le roza la faja no se mueve”. Y de su faena al sexto dice: “Siguió toreando al último como si los toros no tuviesen cuernos. El público se asusta con su manera de torear, quizás porque tiene un toreo seco y sobrio”.      La temporada de 1940 sigue en plan triunfal y asimismo ocurre con Domingo Ortega, con el que coincide en el ruedo treinta y seis veces de las cincuenta en que va a hacer el paseíllo. Es el cartel que quieren los públicos, es el cartel que anima a las taquillas, por lo que la empresa de Murcia vuelve a contratarles para la fecha del 8 de septiembre, en que saltan al ruedo los toros de Veragua, ya en manos de la familia Domecq. El cartel tiene esta vez un aditamento importantísimo, inmejorable. Desde el 15 de agosto, en la sevillanísima festividad de la Virgen de los Reyes, es matador de toros el novillero más importante de los últimos años. Tiene gran cartel en Murcia, donde actuó varias veces en 1939. Su nombre: Pepe Luis Vázquez.

Manolete y Pepe Luis Vázquez

     Leopoldo Ayuso, crítico taurino, empezaba su crónica diciendo: “Teníamos ganas de ver de maestro al que tanto habíamos mimado de novillero”. Y en verdad que Pepe Luis tiene una actuación triunfal, dando la vuelta al ruedo en el tercero y cortando una oreja en el sexto. Otro triunfador de la tarde es Domingo Ortega, orejeado en el cuarto y del que el crítico taurino dice: “Sigue siendo el dueño y señor del toreo”. ¿Y Manolete? Pues Manolete estuvo muy bien con la capa en los lances de recibo como en los quites. Hizo una faena torerísima y ceñida, entre el general entusiasmo, pero pinchó más de la cuenta y lo que pudo ser un éxito grande quedó reducido a una vuelta al ruedo. En el quinto aliñó y al estar moroso con el descabello escuchó pitos.      La feria tuvo el colofón de una novillada postinera. Con ganado de Curro Chica se las vieron Pedro Barrera, Emiliano de la Casa “Morenito de Talavera” y Aurelio Puchol “Morenito de Valencia”.      Los murcianos han de ver una corrida más este año. El 12 de octubre hacen el paseíllo Pepe Bienvenida, Pascual Márquez y Pepe Luis Vázquez. Los toros, del mismo dueño que la novillada anterior: Curro Chica. 
Testigo de la alternativa de Pedro Barrera

Manolete toreando a un Miura en Barcelona, 2 de julio de 1944

     En 1941, la personalidad de Manolete está suficientemente afianzada; es, sin duda alguna, la primera figura, la más taquillera y, por consiguiente, la que más cobra. Está solo en su cumbre y en ella se asegura más y más en una temporada en que los triunfos apoteósicos se suceden tarde tras tarde. Valencia en Fallas, Barcelona a lo largo de la temporada, Sevilla en feria, donde le corta un rabo a un Villamarta, donde, a decir de Clarito, Sevilla se va a enmanoletar para siempre, sin renunciar, añadimos nosotros, a un pepeluisismo -¡faltaría más!- que aún perdura a través de generaciones. Otra vez Valencia en su feria de julio, donde es testigo de la alternativa de Pedro Barrera; las ferias del norte… Toda una sucesión de triunfos, que no se conoce hasta la fecha un torero de mayor regularidad, de mayor constancia en el éxito.

Pedro Barrera

     Mientras tanto, por aquí saciamos la afición con novilladas en las que actúan “El Niño del barrio”, “Morenito de Talavera”, “Morenito de Valencia” y se presenta la pareja infantil formada por Ramón Arasa “Fuentes” y Miguel Martín “Minuto”. Sorprenden con su desparpajo, con su bien hacer, con su conocimiento de todas las suertes. Son unos niños prodigio, que luego, como suele ocurrir con los de su condición, se quedan en nada. Entretanto, en el mes de mayo una noticia luctuosa llena de pesar a los aficionados. En la plaza de las Ventas, un toro de Concha y Sierra ha segado la vida de Pascual Márquez.
Una cogida que lo marcó

     Cuando llega la Feria de Septiembre, la expectación es máxima. La empresa que regenta don Enrique Ruiz ha dispuesto tres carteles muy interesantes. El día 7, con los murubes de Carmen de Federico, hacen el paseíllo Juanito Belmonte, Manolete y Pepe Luis Vázquez. Aquí se le quiebra al cordobés la racha de triunfos, a pesar de que el torero viene muy embalado desde Bilbao, Antequera, Almagro, Linares, Mérida…      Plazas que son testigos de actuaciones clamorosas. Una faena de oreja en su primero es malograda con la espada. Las actuaciones de Belmonte y Pepe Luis transcurren entre palmas y pitos. Al día siguiente, día 8, otro llenazo, fruto de la expectación, pues a los tres nombres del día anterior hay que añadir, en corrida de ocho toros de Concha y Sierra, el de Pedro Barrera, que, tras su exitosa alternativa en Valencia, viene pidiendo paso con la personalidad arrolladora de su muleta, que conecta enseguida con los graderíos.      Manolete sale con unas ganas tremendas, deseoso de incorporar Murcia a su largo rosario de actuaciones clamorosas. Ya en quites, Pepe Luis y él ponen al público en pie. Cuando coge la muleta el cordobés va a por todas. Ha brindado al público y se ha llevado el toro a los medios, en donde está cuajando una faena muy de su corte, entre el delirio. En el cenit del trasteo, lo derriba el toro y lo cornea a placer, pues al estar en el mismísimo centro, los segundos que tardan los toreros en llegar son angustiosos. En  la enfermería, el Dr. Sánchez-Parra García escribe en el parte facultativo que el diestro padece una herida en la mejilla derecha que llega hasta la región cigomática, otra en la región auricular y fuerte contusión torácica. Pronóstico reservado, que le impide continuar la lidia a pesar de que el diestro, muy maltrecho, quería salir por encima de todo y don Ramón ha de imponer su autoridad no dejándole volver al ruedo.

Manolete, con la herida de la boca 

     Juanito Belmonte cortó las orejas y el rabo del quinto. Pedro barrera desorejó a sus dos enemigos y Pepe Luis, que toreó como deben torear los ángeles, malogró su actuación por su fallo a espadas.      La feria se cerró con una corrida en que, con los Braganzas de Curro Chica, actuaron Rafael Ponce “Rafaelillo”, el tío-abuelo del actual Enrique Ponce, Pepe Luis Vázquez y Pedro Barrera.      En 1942 continúa rigiendo la plaza de toros de Murcia don Enrique Ruiz. Antes de feria, el 14 de mayo, con ganado de Concha y Sierra, tan habituales en Murcia por aquellas calendas, hace su presentación un novillero que lleva revolucionada a toda la afición de la bahía gaditana. Miguel del Pino, natural de El Puerto de Santa María, es, con toda justicia, el ídolo de aquel maravilloso rincón. Es novillero finísimo, muy en la línea de Pepe Luis, que hace concebir grandes esperanzas, que luego, inexplicablemente, no se cumplieron, pues era torero dotadísimo para alcanzar los primeros puestos. Con él alterna Rafael Perea “El Boni”, hijo del gran banderillero Bonifacio “El Boni”, `peón de lujo en cuadrillas de lujo.      “El Boni” novillero, es un torero con un capote tan de seda que en la Plaza México, pasados los años, lo perpetuarán en una estatua toreando a la verónica. Pero es torero de cristal, de frágil ánimo. Completa la terna Vicente Vega “Gitanillo”, de la saga de Curro Puya y de “Gitanillo de Triana”, de quienes es sobrino. Tiene una figura envidiable y eso es sólo lo que evidenció en su labor. El triunfador absoluto es Miguel del Pino.
Acontecimiento taurino

     El 18 de julio se produce un acontecimiento taurino del que aún hablan los viejos de la localidad. A beneficio de las obras del Santuario de Nuestra Señora de la Fuensanta -obras que dirige, a veces, a costa de su propio patrimonio, un murciano ejemplar que se llama don José Alegría-, se organiza un festejo con toros portugueses de Pinto Barreiro y en el que actúan Domingo Ortega, Pepe Bienvenida y Pedro Barrera. 

Pepe Bienvenida

La tarde es de orejas para todos y Pepe Bienvenida, el inmenso Pepote, pone cuatro pares de poder a poder que aún no hemos visto mejorados y que todavía tenemos en la memoria.
Manolete está en su cuarto años de matador, firmemente consolidado en su cumbre. Tras unos comienzos en los que el triunfo se le resiste porque no mata a los toros -él, tan gran estoqueador-, pronto corrige el contratiempo y las orejas y el rabo suelen poner el punto final a sus faenas, culminando, todo ello, en la feria valenciana, donde a los seis toros que estoquea les corta once orejas y cuatro rabos y alguna pata que otra.      El 16 de agosto, en San Sebastián, para hacer juego con la cicatriz de Murcia, un Saltillo de Félix Moreno le raja la mejilla izquierda. El día 26 de agosto se acerca a la ciudad murciana de Cieza, donde actúa con Manolo Martín Vázquez y “El Andaluz”. Las dos buenas faenas que hace se malogran con la espada. Como ocurre en Murcia, el 8 de septiembre, donde acude después de un éxito en Aranjuez de clamor, de los que marcan época. El mal manejo del estoque le estropea el buen tono de la faena en su primero y en el otro, en el que por sus dificultades se ve obligado a abreviar, es frecuentemente pitado, más que nada por el desencanto, por lo mucho que siempre se espera de él. Los toros han sido de Concha y Sierra y los compañeros de cartel, Juanito Belmonte, Manolo Martín Vázquez y Pedro barrera, que obtiene un triunfo apoteósico y sale de la plaza por la puerta grande, tras cortar dos orejas, rabo y pata.

Manolo Escudero

     Taurinamente, aquella feria del 42 se va a cerrar con una novillada en la que, con astados de Benítez Cubero, actúan el “Niño del Barrio”, Miguel del Pino y Manolo Escudero.    Y cuando llega el 12 de octubre, con novillos del mismo hierro, vuelven a hacer el paseíllo el “Niño del Barrio” y Manolo Escudero, esta vez acompañados, por el granadino Fidel Rosalem “Rosalito”.
Tope en los honorarios
     Llega 1943 y los cuatro grandes empresarios de la época, Alonso Orduña, gerente de Las Ventas; Eduardo Pagés, empresario de Sevilla y de buen número de plazas del norte; Pedro Balañá, de Barcelona y Cristóbal Peris, de Valencia, se reúnen y acuerdan ponerle a Manolete un tope salarial de treinta mil pesetas en sus honorarios. Manolete y Camará no se doblegan y deciden esperar. A los pocos días, un empresario de plaza de segunda, el de Castellón, contrata a Manolete para la corrida de la Magdalena a un precio muy superior al máximo establecido por los grandes. En vista de esto, Pedro Balañá se apea de lo tratado y se apresura a contratar al cordobés para Barcelona y a continuación claudica Cristóbal Peris, aunque sin tiempo ya para que Manolete vaya a Fallas, pues los carteles de las fiestas josefinas ya están en la calle, pero le firma sin condiciones cuatro corridas para la feria de julio y, antes, una extraordinaria para el mes de mayo. Únicamente Pagés se mantiene firme en “sus trece”, por lo que aquel año Sevilla y San Sebastián, dos plazas muy de Manolete, se ven privadas de la presencia del ídolo. Manolete, pues, continúa solo en su cumbre, lo que lleva consigo ser el pararrayos de todas las tormentas, de las que sale triunfante.

Don Pedro Balañá

     En Murcia se ha hecho cargo de la plaza el alicantino don Alfonso Guixot, cuyo padre, don Álvaro, también fue empresario de este coso a final de los veinte y primero de los treinta y es recordado con agrado, por la afición, por su buen hacer.      Coincide este año de 1943 con  las fiestas del VII Centenario de la Reconquista de Murcia y se homenajea a la antigua patrona de la ciudad, la Virgen de la Arrixaca. Don Alfonso programa dos corridas sumándose a la efeméride. El 25 de abril, Domingo de Resurrección, con toros de Galache, hacen el paseíllo Pedro Barrera, Antonio Bienvenida y Domingo Dominguín. Para el domingo siguiente, 2 de mayo, se anuncia la alternativa de Manolo Escudero, uno de los toreros que mejor ha toreado a la verónica. Va a ser su padrino Manuel Rodríguez Manolete y el testigo Pedro barrera.      Como los toros son del Conde de la Corte, al cartel no se le puede poner un pero y el interés de los aficionados es grande. La expectación no se ve defraudada, sino al contrario. Los toros del Conde de la Corte dan su acostumbrado espectáculo, inherente a su aristocrática sangre. En el caballo, viniéndose desde lejos, recargando, derribando, haciendo unos tercios de varas realmente bellos y dando ocasión a numerosos quites. Luego, a la muleta, llegan con largo recorrido, con nobleza. Manolete, que no ha perdido ocasión de lucirse en quites, como entonces era moneda corriente, con aquellas sus verónicas tan quintaesenciadas, es protestado en su primero por pinchar en demasía. Pero el bravo cuarto toro se quita la espina. El condeso entró cinco veces al caballo y aún así llega a la muleta con mucho gas, pidiendo guerra. Es un toro para un torero. Ambos se complementan y surge la faena maravillosa. Todavía, a pesar del duro castigo, ha de doblarse el cordobés con él antes de que de su muleta broten sus lentos y largos naturales, con el toro ya templado y la plaza en pie, en pleno delirio. Los trofeos máximos y para el bravo animal una triunfal vuelta al ruedo.      Pedro Barrera está vibrante, con esa manera tan suya de llegar al tendido y corta orejas. Y lo mismo ocurre en sus dos toros con el toricantano. Corrida, pues, de éxito para todos.      Al socaire de esta tarde triunfal, la empresa anuncia una corrida para el 3 de junio, festividad de la Ascensión, en la que, con ocho toros de Concha y Sierra, se anuncia a los tres mismos diestros con el aditamento, por delante, del madrileño Luis Gómez “El Estudiante”. Pero Manolete no pudo actuar: una inoportuna indisposición lo quitó del cartel, siendo ocupado su puesto por el genial diestro, ya en su último tramo, Victoriano de la Serna.

Manolete, El Estudiante y Juanito Belmonte

     Días después, el 13 de junio, saltan al ruedo de nuestra plaza seis novillos de doña Carmen de Federico, los murubes, para “El Niño del barrio”, que, pasado ya de edad, víctima como ninguno del parón que supuso en su carrera los tres años de guerra, aún lucha con gran dignidad en el escalafón novilleril. Se presenta ese día un gitano singular, de gran prestancia, hijo de una modelo del gran pintor don Ignacio Zuloaga, por nombre Rafael Albaicín, y completa el cartel un muchacho alto, desgarbado. Es sobrino de Ángel parra, buen picador a las órdenes de Manolete, que es quien lo recomienda a Guixot. El novillero se llama Agustín Parra “Parrita” y es esta su segunda novillada con picadores. El festejo es de los que dejan huella, de los que hacen afición. Se le cortan las orejas a todos los novillos. Pepe Vera luce todo su repertorio, que va desde la larga de rodillas, su emocionante modo de veroniquear, de quitar por chicuelinas, sus faenas casi siempre comenzadas de rodillas, para acabar, frecuentemente, con una estocada recibiendo; difícil suerte de la que es un consumado maestro. Es un caso de pundonor, de vergüenza torera.      Rafael Albaicín causa asombro. Su elegancia, la lentitud de su toreo, su personalidad son un fuerte impacto en la afición murciana. Más adelante ocurriría lo que tantas veces sucede con los toreros de su raza. La indolencia, la falta de decisión hizo que todo quedara en una esperanza frustrada.      Y sorprende -¡y cómo sorprende!- el modo con que Agustín Parra presenta la muleta en la izquierda, a buena distancia para aguantar impávido la arrancada. Es un virtuoso del natural, un gran muletero que, mientras esté en el toreo, andará con desahogo por las alturas del escalafón. Tanto gusta que el 25 de julio, en todo el apogeo del verano, en fecha insólita para el calendario taurino murciano, vuelve a Murcia, con novillos de Samuel Flores y con “El Niño del Barrio” y Eugenio Fernández “Angelete”, un novillero puntero en aquel entonces y que tras su alternativa casi desapareció del mundillo taurino.
Pedro Barrera y su amistad con Manolete
     Y así llegamos a la feria. La corrida fuerte es -¡cómo no¡- el 8 de septiembre, día clásico de toros en que la ciudad es invadida, desde primeras horas de la mañana, por gentes de la huerta que llenan el ferial, a la sazón en el Parque de Ruiz Hidalgo, los comercios de Platería y Trapería, los bares… Y por la tarde, a los toros. Este año, con ocho de don Antonio Pérez de San Fernando, hacen el paseíllo Manolete, Pedro Barrera, Antonio Bienvenida y Manolo Escudero.

Antonio Bienvenida

     Para el día 12 de septiembre se anuncia una novillada de Concha y Sierra. Ocho novillos que han de estoquear los triunfadores del 13 de junio pasados: “Niño del Barrio”, Albaicín y “Parrita”. Completa el cartel un singular personaje. Es un buen torero, da unos lances con la capa con  las manos bajísimas; es un buen actor y es un poeta muy aceptable. Es un personaje irrepetible. Se llama Mario cabré, que al fin no llegará a actuar porque unos días antes cae herido en la Maestranza sevillana, siendo sustituido por un muchacho larguirucho, al que Manolete vio actuar, una noche de feria albaceteña, en la parte seria del espectáculo de Llapisera y sentenció: “Este viene con la escoba”. El muchacho en cuestión se llama Luis Miguel Dominguín.      Aún se asoma Manolete una vez más a la provincia de Murcia. Caravaca de la Cruz ha organizado, para los primeros días de octubre, una brillantísima feria taurina. Pedro barrera logra que venga a actuar con él, mano a mano, su gran amigo Manolete, despertando el solo anuncio de la corrida el entusiasmo que se puede suponer. Para ello se han traído los “gracilianos” que Pepe Escobar ha comprado, es decir, puros santacolomas, que, haciendo honor a su sangre, derrochan bravura, que es aprovechada en grado máximo por los dos actuantes, que desorejan, a partes iguales, a cuatro toros. El entusiasmo se desborda y Caravaca recordará durante muchos años esta corrida de toros.      Al día siguiente, un novillero del pueblo, particularmente querido por todos los aficionados murcianos, el “Niño de Caravaca”, hace su debut con caballos, siendo sus acompañantes un novillero peruano llamado Alejandro Montani y el ya novillero puntero Agustín Parra “Parrita”.      Todavía se prolonga aquella feria caravaqueña con la celebración de una becerrada en la que debuta el becerrista local Pedrín Moreno, diestro que en su día hizo concebir grandes ilusiones, que luego no se cumplieron.      Cuando alborea 1944, Eduardo Pagés ha hecho las paces con Manolete. Vuelve el cordobés a la Maestranza y a las ferias del norte. Va a ser el año que más veces vista el traje de luces y va a ser, también, la temporada en que -¡por fin!- encuentre el ansiado rival en el que descansar un poco la tremenda responsabilidad que recae sobre sus hombros durante varias temporadas seguidas. Porque queriendo compartir estas cargas, a principio del año anterior Camará y don José Vázquez, el padre de Pepe Luis, intentaron una asociación, un “entente cordiale”, entre bastidores, para que ambos toreros hicieran el paseíllo juntos en numerosas ocasiones, ya que se daban los ingredientes necesarios para una competencia.      Dos toreros de estilos opuestos. Frente a la seriedad senequista de Manolete, la gracia alada, respaldada por una gran maestría, del torero de San Bernardo. Pero ocurre que, para que esto suceda, para que el público se interese verdaderamente y divida sus fervores, es decir, para que se cree una verdadera competencia, ambos toreros han de ser dos leones. César Jalón “Clarito”, el gran crítico taurino, se lo hace ver a Camará: “El inconveniente que le veo a esto es que Pepe Luis no tiene bragueta”. A lo que Manolete contestará rápido, como movido por un resorte: “Pues eso faltaba, que encima tuviera bragueta”.      La competencia no se lleva a cabo, frenada además la temporada de Pepe Luis en Santander, el 25 de julio, por una terrible cornada en la cara que le desfigura el rostro. Así, pues, que 1944 lo iniciaba, una vez más, reinando totalmente solo.
Actuación en Cartagena
     Tras los éxitos iniciales de Fallas viene a Cartagena en la taurinísima fecha del Sábado de Gloria, el día más clásico de toros de la ciudad hermana, hasta que el cambio de liturgia acabó con dicha festividad.  Pero Manolete viene antes de ese 8 de abril. Ha sido invitado a ver las magníficas procesiones y allí pasa esos días de recogimiento y fervor entre las muestras de simpatía de los cartageneros. Comparte cartel con Juanito Belmonte y Juan Mari Pérez Tabernero, con toros salmantinos de Ángel Sánchez.      Tanto el hijo del trianero como el de don Antonio Pérez cortan orejas, no asó Manolete, a pesar de estar lucidísimo con capote y muleta en ambos toros. El poco tino con el descabello le priva del triunfo. Uno de los toros se lo brinda al almirante Basterreche y el otro al alcalde de Cartagena, quizás agradeciéndole las atenciones que la ciudad ha tenido con él.

Manuel Álvarez “Andaluz”

     En Murcia continúa de empresario don Alfonso Guixot. Un partido de fútbol, por lo visto muy interesante, obliga al empresario alicantino a posponer la corrida de Resurrección, tan clásica en Murcia, al miércoles siguiente. El día 12 de abril. Pepe Bienvenida, Juanito Belmonte y Manuel Álvarez “El Andaluz” componen el cartel, con toros de Pinohermoso. Con uno de Manuel González, el popular Machaco, que tenía lo de Contreras, abre plaza el caballero jerezano don Álvaro Domecq, que desde el año anterior, ya en plan profesional, enseñorea los ruedos, trayendo a ellos todo el sabor campero de su Andalucía. Todas sus actuaciones son para beneficio de una institución que acoge a niños pobres, a los que se le da manutención y estudios. Es un hermoso gesto digno de tal caballero. Estrella de su cuadra, en la que hay caballos magníficos, es la yegua “Espléndida”, que pronto se haría tan popular como los toreros. La gracia, la torería del noble bruto son arrebatadoras y los aficionados al arte ecuestre ya la comparan con “La Bordó”, la mítica yegua de Cañero. Pero “Espléndida” es mucho más. Al cabo de los años, cuando los ojos de uno han visto ya numerosísimos caballos toreros, se queda en su recuerdo con la simpar yegua de don Álvaro.      En el mes de junio, en la vecina plaza de Orihuela, el infatigable luchador, a prueba de cogidas y avatares, Pepe Vera “El Niño del Barrio” toma, por fin, la alternativa. Es su padrino Luis Gómez “El Estudiante” y actúa de testigo Pedro Barrera. Inopinadamente, al término del festejo el diestro caravaqueño decide retirarse de los ruedos sin que nadie encuentre motivo para ello, pues las dos temporadas y media transcurridas desde su alternativa han sido magníficas y cuenta con los favores del público. Volverá aisladamente en 1946 y en 1949, pero ahí, en Orihuela, puede decirse que acabó el hombre de luces. No el torero, pues Pedro siempre lo fue, hasta andando por la calle. En julio, en Madrid, en la tradicional Corrida de la Prensa, Manolete hace a un sobrero de Pinto Barreiro la faena más soberbia, al decir de la crítica, de toda su vida torera. Así lo aseguran las mejores plumas del país, pero es difícil valorar esto en una carrera taurina en la que abundan, como nunca ocurrió en toda la historia del toreo, tantas faenas grandiosas.

Manolete y Carlos Arruza

     Cuando aún no se ha extinguido el eco triunfal de la Corrida de la Prensa, como por sorpresa, se arregla el pleito que, desde 1936, sostienen los toreros españoles con los mejicanos. Se organiza rápidamente, en Madrid, lo que pudiera llamarse la Corrida de la Concordia. Por tierras lusitanas está toreando Carlos Arruza, nombre hasta entonces desconocido del público español. Luego sabremos que es hijo de españoles, de santanderinos concretamente, y que tomó la alternativa en su Méjico natal, en 1940. No tiene mucho cartel en su tierra azteca, donde ocupan los primeros puestos el siempre maestro Armillita, “El Soldado”, Lorenzo Garza y los geniales Silverio Pérez y Luis Procuna. Así que, cuando hace el paseíllo  con Antonio Bienvenida y “Morenito de Talavera”, es un perfecto desconocido.      Con las banderillas forma un verdadero alboroto, pues es banderillero espectacular y seguro, y con la muleta practica un estilo muy encimista, que sorprende al público. Corta orejas y una semana después Balañá, atento siempre a las novedades, lo lleva a Barcelona, en donde triunfa apoteósicamente y en donde empieza a torear frecuentemente, extendiéndose su fama por toda España. Barcelona, como ocurría por aquel entonces con tantos toreros, es su trampolín. A continuación, las demás plazas empiezan a reclamarlo. Las gentes comienzan ya a señalar: “Este puede ser el rival“.
El monstruo” en Cieza
     Y no tardan en encontrarse en el ruedo. Un mes después, el 26 de agosto, en la murciana Cieza, los carteles anuncian seis toros de Sánchez Valverde (los hoy temidos toros del Cura Valverde), para Pepe Bienvenida, Manolete y Arruza. Alegría y asombro en la afición, que nop puede creer que corrida de tan alto interés y presupuesto se dé en plaza tan pequeña. Pero los ciezanos son así y su plaza pasa a la historia como la del primer encuentro, en tierras hispanas, de tan grandes toreros. Un acontecimiento, pues, de primer orden.  

Pepín M. Vázquez, Manolete y Gitanillo de Triana

     Manolete está inmenso, arrollador. Adivina que el mejicano va a ser el rival que se le busca, que le busca el público, que es, al fin y al cabo, quien tiene que hacer las competencias y quiere marcar las diferencias desde el primer momento. Una actuación extraordinaria con corte de orejas y rabo. Arruza logra un apéndice en el último de la tarde y Pepote Bienvenida se limitan a cumplir.       El primer paso ya está dado, vuelven a encontrarse muy entrado septiembre, casi finalizado, en Oviedo y Logroño, donde Manolete vuelve a estar soberbio, pero donde el mejicano, con su peculiar estilo, muy sobrado, da un verdadero toque de atención.      En Murcia, en la ya consabida y añorada fecha del 8 de septiembre, hacen el paseíllo Juan Belmonte, Manolete y “El Andaluz” quien saborea las mieles del éxito. La feria se cierra el 10 de septiembre con una corrida vieja, disparatada, de Conradi, que pasaportan “Morenito de Valencia”, el polifacético Mario cabré y nuestro “Niño del barrio”, que hace este día su presentación como matador de toros y donde – ¡cómo no!- triunfa con su denuedo y valor de siempre.      Pocos días después, Manolete visita de nuevo la provincia. Los murcianos tenemos ocasión, el día 14 de septiembre, de desplazarnos a Cehegín, donde el cordobés va a hacer el paseíllo nada menos que con Domingo Ortega y el jovencísimo Pepín Martín Vázquez, torero de dinastía, hijo del señor Curro Vázquez y hermano menor de Manolo. Es torero de la más pura escuela sevillana, que encandila a los cehegineros con su estilo rutilante. Corta orejas como asimismo las corta Ortega. Y lo mismo hace Manolete con el segundo de la tarde, al que ha toreado de capa y muleta con su acrisolada personalidad. Su actuación se vio empañada por su segundo toro, quinto de la tarde. El animal se inutilizó en el ruedo, en donde es apuntillado por el banderillero “Pinturas”, entre el griterío y el desencanto de la gente.

Antonio Labrador “Pinturas”

El 8 de octubre se organiza en Murcia una corrida a beneficio del Santuario de Nuestra Señora de la Fuensanta. Cartel de lujo. Junto al ídolo Manolete hace el paseíllo el mejicano Fermín Rivera y completa el cartel el siempre pundonoroso “Niño del Barrio”.       Los toros son de Arturo Sánchez. Tarde triunfal para todos y un brindis muy emocionado de Pepe Vera a Manolete, contento y feliz, el carmelitano, de verse actuando con la gran figura de Córdoba.      El año 1.945 comienza para Manolete en el plan de siempre. Su constancia en el triunfo grande es de una regularidad pasmosa, única en la historia del toreo. Las tres corridas de Fallas son otros tantos éxitos. Mientras tanto, la empresa que rige los destinos de Valencia desde el año anterior, los señores Alegre y Puchades, se han hecho cargo de la plaza de Murcia. Como el Domingo de Resurrección, que esta vez cae el 1 de abril, está ahí mismo, es muy difícil organizar un cartel interesante, ya que es día de toros en toda España, por lo que optan por cubrir la fecha con una novillada en la que, con novillos de Concha y Sierra, actúan Agustín Parra “Parrita”, Luciano Cobaleda y Luis Redondo. 

Agustín Parra “Parrita”

Durante la novillada se anuncia el gran acontecimiento para el día 15 del mismo mes. Es la tarjeta de presentación de tan prestigiosa empresa. Con toros de Concha y Sierra harán el paseíllo Manolete, Arruza y “El Andaluz”. La empresa Alegre y Puchades, de la que forma parte un jovencísimo Pepe Barceló, es un caso único de permanencia en los destinos de una plaza. Desde aquel lejano 1945, Pepe Barceló está vinculado a Murcia (doy fe de que él se siente un murciano más) y aquí continúa, y Dios quiera que por muchos años, dándole sombra y consejo a la juventud prometedora de Ángel Bernal.      Así, pues, acontecimiento por todo lo alto. En los chiqueros, nuestros conocidos conchaysierras, como una muestra más de que Manolete no le hace ascos a ninguna vacada, pues basta repasar las estadísticas para comprobar que se enfrentó con un número variadísimo de encastes y que varias veces toreó estos pupilos de doña Celsa Fonfrade, que nunca, nunca, fueron cómodos.      La prensa que juzgó la corrida decía así: “Ha comenzado la batalla de Manolete y Arruza. “El Andaluz” fue, en Murcia, el mediador neutral”. Pero la verdad es que Manolete y Arruza no triunfan a lo grande. Están bien, pero nada más.      De aquí marchan a Sevilla, a su feria, y allí es donde se plantea claramente la competencia, a pesar de que Manolete no tiene rival posible. Su categoría es muy alta para poder igualarle. Uno piensa, en la distancia y haciendo la salvedad de que Arruza era un grandísimo torero, que los que le aplaudían lo hacían más que nada para fastidiar al cordobés, que en este país resulta harto molesto ver triunfar siempre al mismo.

Manolete y Carlos Arruza

     Aquella feria sevillana en la que Manolete va a cuatro corridas y Arruza a dos, marca también las diferencias. Manolete dice bien claro (y lo dice con la muleta, ante el toro, que es como hay que decir estas cosas) que no está dispuesto a dejarse ganar la pelea. Sus cuatro actuaciones son apoteósicas, con corte de orejas a diario y arrimándose de tal modo que, también a diario, sale de la plaza con la taleguilla destrozada, como si fuera un novillero rabioso que se lo tuviese que ganar todo. Su casta indomable se eleva a alturas insospechadas. Y Arruza no se queda atrás en cuanto a entrega, cortando asimismo orejas en sus dos actuaciones y saliendo, también de la plaza con la ropa hecha unos zorros.      A lo largo de la temporada se enfrentarán unas cuarenta veces  y en cada tarde pondrán siempre lo mejor de sí. Al mismo tiempo, como ocurrió siempre entre personas nobles, como ocurrió con Lagartijo y Frascuelo, como ocurrió con José y Juan, por encima de la competencia, nace entre ellos una admiración mutua, una amistad entrañable que llega hasta más allá de la muerte, pues, desaparecido el inmenso cordobés, es Carlos Arruza quien organiza en Córdoba una corrida extraordinaria, con la participación de diez matadores, en la que todos los ingresos van a ser para costear un monumento al coloso Manolete.
Una feria más


     Vuelven a Murcia en la fecha del 8 de septiembre. Abrirá plaza el caballero portugués Simao da Veiga, un clásico del país hermano, donde él y Nuncio son las figuras máximas.      Con seis toros de Juan Pedro Domecq harán el paseíllo Manolete, Arruza y “Parrita”. Es una corrida de éxito, de principio a fin, donde se hicieron quites lucidísimos en todos los toros. Arruza elevó la emoción en grado sumo con sus pares de banderillas y, cada uno con su personalidad, hicieron seis grandes faenas de muleta. Orejas y rabos para todos.

Manolete con Álvaro Domecq

     El día 9, abre el paseíllo la gracia incomparable de “La Espléndida”. Su jinete, Álvaro Domecq, llena la plaza de señorío, de verdadero toreo a caballo en el toro que inicia la tarde. Los astados son los siempre temidos de don Eduardo Miura. Pepe Bienvenida, muy sobrado, triunfa fácilmente con ellos; Manolete hace, al segundo miura de la tarde, “su faena”, la que ha impuesto a casi todos los toros y corta las dos orejas y rabo, y Arruza, que es la primera vez que se enfrenta a tan molestos animales, extraña sus peculiares reacciones y anda un poco a la deriva en el tercero. Luego, en el sexto, se sobrepondrá y, sacando de dentro toda su casta de torero, cortará una meritísima oreja.      Aún veremos, los murcianos, una corrida más en la fecha del 12 de octubre. Con toros de Colmenar, de Félix Gómez, actuarán, haciendo, los tres su presentación en Murcia, el mejicano Antonio Velázquez, el torero navarro Julián Martín y el valenciano Jaime Marco “El Choni”.  

Manolete alternativando a “El Choni”

     En 1946, Manolete no torea en España. Ha tenido una intensísima temporada en Méjico, donde es absoluto triunfador y de donde viene con un cartel que ningún torero alcanzó hasta la fecha, pues todavía, en nuestros días, el nombre de Manuel Rodríguez es venerado en el país azteca y se le tiene, con toda justicia, como la mayor cumbre del toreo.      Aquel año, guiado de su buen corazón, decide torear tan sólo una corrida, la de la Beneficencia, completamente gratis, como lo hizo siempre. Componen el cartel Álvaro Domecq, “Gitanillo de Triana”, Manolete, Antonio Bienvenida y Luis Miguel. Triunfa Manolete en su segundo toro, pero la tarde es de Luis Miguel, que desoreja a sus dos enemigos y sale de allí lanzado para gran figura.      El invierno 1946-1947 transcurre entre la feria de Lima, en Perú, y las actuaciones en Méjico capital y sus estados. Cuando la temporada mejicana, que discurre en tonos triunfales, tanto para el cordobés como para Domingo Ortega y Jaime Marco “El Choni”, está en su punto álgido, las relaciones con los toreros mejicanos vuelven a romperse. ¿Causas? En los mentideros taurinos se rumorea que los principales instigadores son los miembros de dos dinastías toreras, apoyados por Marcial Lalanda, a la sazón apoderado de Pepe Luis Vázquez, que temen para la temporada inmediata una avalancha de toreros mejicanos, con la consiguiente merma de contratos para sus pupilos. Manolete, que quiere a Méjico tanto como Méjico lo quiere a él, se viene para España profundamente disgustado.      En la primavera de 1947, pasada la feria de Sevilla, se anuncia que va a torear un número limitado de corridas y en muy determinadas plazas. Treinta es el número que se señala como tope, lo que viene a ser el anuncio de una próxima retirada.      Empieza en Barcelona el 22 de junio, para seguir en Badajoz, Segovia y Alicante, en la clásica fecha del día de San Pedro. El que esto escribe lo ve torear allí por última vez, dos meses justos antes de llegar a Linares. Completan el cartel “Gitanillo de Triana” y “Parrita”, con toros del Conde de la Corte. Tarde de expectación máxima, pero una expectación hostil, pronta a romperse en broncas a la menor contrariedad. En el quinto toro, muy bronco, muy violento, Manolete se juega el todo por el todo. El presidente ha cambiado el tercio de varas con evidente ligereza. El toro llega muy entero, “muy levantado”, a la muleta. El ambiente, enrarecido, se podía cortar con un cuchillo, porque nadie espera que allí pueda haber faena y el público se siente defraudado. En medio de un silencio sepulcral, presto a romperse en gritos, Manolete se dobla cuatro veces con el condeso. Son cuatro pases maravillosos, de un dominio y de un castigo tal que el toro queda ya en su punto y a punto, para que surjan de aquella muleta los más bellos naturales, los más templados derechazos. Mata con el gran estilo de estoqueador que atesora y lo que amenazaba terminar en bronca acaba en una apoteósica vuelta al ruedo con las dos orejas y el rabo en la mano.
Una feria de luto

Certificado de Defunciónn y Parte Médico

A mediados de agosto, la empresa Alegre y Puchades sorprende gratamente a los aficionados con el anuncio de estas dos corridas para nuestra feria.      Día 7 de septiembre, con toros de Alipio Pérez Tabernero, actuarán Manolete, Luis Miguel y “Parrita”. Al día siguiente, Manolete, Luis Miguel y Paquito Muñoz, con toros de Galache.      Y pocos días después, en la madrugada del 29 de agosto, la noticia brutal, la sensación de orfandad en que quedamos los aficionados.

La mortal cogida de Manolete en Linares, foto de Cano

     La feria taurina se dio, naturalmente, que la fiesta siempre sigue, pero un halo de tristeza corría aquellos días por los tendidos de la Condomina. La reforma de los carteles quedó así: el día 7 de septiembre, corrida de ocho toros para Antonio Bienvenida, el “Niño del barrio”, Luis Miguel Dominguín y “Parrita”. Para el día 8 de septiembre se anuncia un toro de rejones para el Duque de Pinohermoso y, a pie, Luis Miguel, “Parrita” y Paquito Muñoz.      Aún tuvieron los carteles que variarse. El día 6 cayó herido en Melilla Luis Miguel, siendo sustituido el día 7 por Manolo Escudero y el 8 por el “Niño del Barrio”.

La corrida de Miura en Linares. “Islero” en el centro.

El Club Taurino de Murcia organizó los funerales que se celebraron el día 8 por la mañana, en la iglesia de San Juan bautista, parroquia a la que pertenecía la plaza de toros. El templo se vio abarrotado de aficionados y en los, lugares preferentes se encontraban el Duque de Pinohermoso y el “Niño del Barrio”.      La relación de Manolete con Murcia no termina aquí. En el corazón de los aficionados que tuvimos la suerte de verlo, su recuerdo sigue vivo, agigantada su figura, a pesar de los cincuenta años transcurridos. Andrés Salas Moreno, septiembre 1997
BIBLIOGRAFIA -Hemeroteca Municipal. -José Luis de Córdoba. Manolete. 1943. -Manuel Quiroga Abarca. Manolete. El hombre y el torero. 1945 -Filiberto Mira. Vida y tragedia de Manolete. 1984 -César Jalón “Clarito”. Memorias. 1972

Publicado por en 12:42 No hay comentarios:  Enviar por correo electrónicoEscribe un blogCompartir con TwitterCompartir con Facebook

ENTRADA de ALFONSO X en MURCIA

Pues señor, que corría el año 1943 cuando Murcia se disponía a celebrar el séptimo centenario de la entrada de Alfonso X el Sabio en la ciudad. Y se prestaba a hacerlo con todo lujo y boato, como correspondía a tan fausta efemérides. Aquel año, las Fiestas de Primavera, dentro de las cuales iban a celebrarse tan esperados festejos, revestirían un singular esplendor en la que no podía faltar, ¡estaría bueno!, la celebración de dos corridas de toros que abrirían y cerrarían tan señalados acontecimientos, pues, como hemos dicho en repetidas ocasiones, nunca hubo fiestas de fuste, tanto cívicas como religiosas, sin que estuviese presente nuestra Fiesta Brava.      Quien esto escribe, que por aquel entonces tenía diez años de edad, fue testigo de cuanto os voy a contar, si bien mis recuerdos, que eran confusos debido al tiempo transcurrido, hube de ponerlos en orden consultando los periódicos de la época, en la Hemeroteca Municipal.  

Antonio Bienvenida

     La Semana Santa del año que nos ocupa cayó en la más alta fecha que puede caer, que es el 25 de abril para el Domingo de Resurrección. No hay que esforzar mucho la memoria para imaginarse que sería una semana severa, como eran entonces todas las semanas santas, en las que los cines se cerraban, las emisoras de radio se limitaban a emitir música sacra y los vehículos tenían prohibida su circulación por el centro de la ciudad. La verdad sea dicha, todo era triste y lúgubre hasta que llegaba el Sábado de Gloria y a las diez de la mañana empezaba a sonar el alegre repiqueteo de las campanas de la Catedral, seguidas de las de todas las parroquias, anunciando que el Señor había resucitado. Inmediatamente la ciudad se llenaba de músicas. La banda de la Misericordia y las de algunos pueblos, inundaban el aire de alegres marchas, de pasodobles… la fiesta había comenzado.

Pedro Barrera

     Nosotros, mi padre y yo teníamos, invariablemente, un aperitivo taurino ese día. Era el clásico día de toros en Cartagena, y casi ningún año faltamos a la torera cita. Aquel sábado hacían el paseíllo, en tan querida ciudad, Pedro barrera, Antonio Bienvenida y Morenito de Talavera, que habrían de entendérselas con seis astados portugueses de Pinto Barreiro. No fue afortunada la actuación de Barrera ni la de Bienvenida, y al salir de la plaza sólo se hablaba de los pares al quiebro de Morenito de Talavera, que fue un verdadero especialista en esta suerte.      No mucho mejor fue la corrida del día siguiente, Domingo de Resurrección en Murcia, en la que, con toros de la Viuda de Galache, harían el paseíllo Pedro Barrera, Antonio Bienvenida y Domingo Dominguín, el singular e inolvidable Dominguito. Venía a sustituir a Manuel Álvarez “El Andaluz” y fue el único que cortó oreja, pues Bienvenida, muy reciente el cornalón de Barcelona que tanto le costó digerir, estuvo muy desconfiado y Pedro barrera cosechó una bronca épica, más que por su actuación, por las palabras que tuvo con algún sector del público. Precisamente, en esta corrida debutó como empresario el mismo que lo era de la plaza de Alicante, D. Alfonso Gixot. Las prensa del día alababa el que éste hubiese dotado a los empleados de la plaza de distintivos, así como el que se hubiese inaugurado una espléndida cantina en el interior del coso y el que se vendieran dentro, en los pasillos, unas cómodas almohadillas, muy lejos de aquellas de papel rellenas de paja, que las mujeres vendían a las puertas del coso, con aquel reclamo que decía: ¡Almohadillas, la curiosidad del pantalón!.  

Morenito de Talavera

     Pero el trueno gordo, como denotaban los anuncios de gran tamaño, era la corrida que se iba a celebrar el domingo siguiente, 2 de mayo. Los toros del Conde de la Corte, con los que iba a tomar la alternativa Manolo Escudero, novillero del barrio de Embajadores de Madrid y uno de los mejores artífices del toreo a la verónica. Apadrinaría la ceremonia Manuel Rodríguez “Manolete”, la más alta cumbre que vio el toreo, y la testificaría el siempre polémico y apasionante Pedro Barrera. Se anunciaba también que, dada la expectación que había por presenciar el festejo, RENFE ponía a disposición de los aficionados trenes especiales desde Madrid, Albacete, Alicante, Lorca y Cartagena.      Mientras tanto, en la semana precedente, las fiestas se sucedían. El lunes de Pascua, en la plaza de toros, tenía lugar el concurso nacional de bandas de música y el martes, en el parque de Ruiz Hidalgo, la añorada Batalla de Flores. El miércoles teníamos el Entierro de la Sardina, siempre espectacular, pero muy lejos del fastuoso espectáculo que es hoy en día.      El sábado día uno, tuvo lugar la procesión cívico-religiosa con que la ciudad conmemoraba la entrada del rey Alfonso X el Sabio en Murcia, al mismo tiempo que le rendía homenaje a la virgen de la Arrixaca, primera patrona que tuvo esta tierra. El cortejo partió de la Iglesia de San Andrés, donde siempre ha estado la venerada imagen. El Señor Alcalde entregó al Rey de Armas, que ha de llevarlo en la procesión, el Pendón Real, rindiéndosele honores militares. Momentos después hizo su salida la carroza que portaba a la Virgen, acompañada de las banderas y estandartes de todas las asociaciones religiosas. 

Virgen de La Arrixaca

Al salir la imagen, el Orfeón Fernández Caballero entonó el estribillo de las Cantigas del Rey Sabio y a continuación, se incorporó a la procesión el cortejo histórico, vistiendo todos sus componentes trajes de época. Abría la marcha un portaestandarte a caballo seguido de una banda de timbaleros, clarines y trompeteros a caballo, tras los que iban ocho heraldos, a caballo también, con sus correspondientes palafreneros. Seguidamente, secciones de ballesteros, lanceros a caballo, mesnaderos con mazas, a pie, seguidos del escudo de la ciudad y un facsímil del sello del Reya Alfonso el Sabio, al que daban escolta unos pajes. A continuación iba el rey de Armas llevando el Pendón de la Ciudad, con pajes a caballo y sus palafreneros, ocho caballeros nobles y una escolta, a pie, de lanceros y guerreros. Seguían pajes, asoldados, moros, grupo de hombres de leyes, y otro de damas y caballeros, azafatas con cestillos de flores y pajes que llevaban sobre cojines un códice, un  pergamino, un collar con diadema, un cetro y una corona, como símbolo de las ofrendas reales a la Santísima Virgen. Precedían a la carroza de la Arrixaca cuatro heraldos, tras los cuales iban dos pajes azules. A continuación el Clero con Cruz alzada.  

Cafés del Sol y El Arenal

     En fin, ya noche cerrada, terminaba el cortejo, deslumbrante para mis diez años de curiosidad. Recuerdo que la presencié en alguno de los cafés que había en el Arenal, aquellos simpatiquísimos Café Moderno y Café del Sol, con los veladores dando vista a la Glorieta, al Puente Viejo, al Hotel Victoria… Por cierto, que en los alrededores de éste ya se mascaba el ambiente taurino, porque, a esas horas, ya estarían arribando los potentes Hispano Suiza, con su baca cargada hasta los topes de trebejos toreros, entre los que nunca faltaba el cántaro, el búcaro que mojaría las muletas en tardes de vientos y aliviaría gaznates resecos por el miedo. Las gentes se arremolinaban en la terraza del hotel, viendo cruzar a matador y cuadrilla hacia el vestíbulo, mientras el mozo de espadas y el ayuda trepaban hasta el techo del automóvil para ir bajando espuertas, fundones, hierros de los picadores… Quizá fue aquella noche cuando vi a Julián Alcaraz, casticísimo siempre en su atuendo, en el que no faltaba nunca un clavel en la solapa, pintar la cabeza de un toro en una pitillera bajo la atenta mirada de Manolete, buen amigo del ilustre pintor.

hotel Victoria

     Manolo Escudero paseaba por el hall su impaciencia y su esperanza ante el día tan soñado de la alternativa. Los que hace años que llevamos canas, añoramos aquel patio interior del hotel, aquella animación que rodeaba el festejo. En toda la ciudad se notaba que había toros, no como hoy, que no te das cuenta que hay una corrida hasta que llegas a la plaza.      Dos de mayo. Animación en la ciudad. Los forasteros que habían llegado en los trenes especiales se desparramaban por bares y paseos. Muchos se llegarían hasta el sorteo, hasta el enchiqueramiento.      Los toros habían llegado el miércoles anterior y, como era costumbre antes, estaban de manifiesto y era grande el número de aficionados que se acercaban a verlos. Las opiniones eran favorables. Los toros del Conde, en cuanto a trapío, no defraudaban a sus muchos partidarios. La corrida empezó en medio de la expectación  de rigor. Manolete, Pedro Barrera y Manolo Escudero tuvieron que saludar una vez roto el paseíllo. La corrida fue triunfal. Manolo Escudero lució aquellas sus verónicas de seda y una muleta bien templada. Manolete evidenció, una vez más, lo altísimo de su jerarquía y Pedro Barrera pudo sacarse la espina de la semana anterior y tuvo un éxito explosivo, de aquellos suyos llenos de temperamento. Orejas para todos, claro, y tercios de quites en todos los toros hubo ocasión para ello, pues todos tomaron cuatro puyazos y los tomaron con ese estilo característico de los toros del Conde, y hubieron caídas al descubierto y toda esa emoción de la suerte de varas que, ¡ay!, ya hemos perdido para siempre.

Pepe L. Vázquez, Domingo Ortega y Manolete

     Al día siguiente, recuerdo que aún tuve una propina taurina. En Caravaca, en sus Fiestas de la Santísima y Vera Cruz, actuaban con toros de Domingo Ortega, Pepe Bienvenida, Pedro Barrera y Morenito de Talavera. Todos cortaron orejas.      Y ya, la vida cotidiana. Murcia era entonces una ciudad quieta, tranquila. Lejos la televisión, escasas las emisoras de radio; en aquella época solo teníamos Radio Murcia, que no funcionaba todas las horas del día. Paseos por Platería y Trapería y el Malecón, en el buen tiempo. Y cine, que tampoco eran muchos. Por ejemplo, en aquellos días en el Teatro Circo Villar “Los Tambores de Fu Manchú”, película de aventuras y terror; en el Cinema Iniesta “Al son de la Marimba”, producción mejicana y en el Central Cinema -hoy cine Rex- “Un alto en el camino”, uno de los primeros intentos serios del cine español. El salón Vidal y el Cine Popular, solo funcionaban los sábados y domingos. En el Teatro Romea triunfaba Mari Paz, en compañía de Mario Gabarrón. Mari Paz era una fenomenal bailarina y tonadillera que murió en plena juventud y a la que le cupo el honor de sacar de telonera, en el Teatro Fontalba de Madrid, nada más y nada menos que a Lola Flores, cuando esta se iniciaba en los escenarios.      En las tertulias taurinas de la ciudad, que alguna había, se hablaría durante mucho tiempo de esta corrida que os acabo de recordar, en la que, ¡rara avis!, hubieron toros y toreros.
 

Andrés Salas Moreno

 _____________________________________________________

_____________________________________________________

PRÓXIMO FESTEJO 

Morante, El Juli, El Cid, Manzanares , Talavante y Lama de Góngora, el 12 de octubre

alt

El festival se celebra a beneficio de Cruz Roja y Banco de Alimentos a las 5,30 de la tarde

La última cita de la temporada tendrá un cartel de lujo y la solidaridad como auténtico motor. El próximo 12 de octubre se celebrará en la Plaza de la Real Maestranza de Sevilla un festival del más alto nivel a beneficio de la Cruz Roja y el Banco de Alimentos.

El cartel de este festejo, organizado por la Empresa Pagés, está integrado por Lama de Góngora (novillero), Morante de la Puebla, Julián López ‘El Juli’, Manuel Jesús ‘El Cid’, José María Manzanares y Alejandro Talavante.

Se lidiarán novillos-toros donados por las siguientes ganaderías: Juan Pedro Domecq, El Vellosino, Garcigrande, Victoriano del Río, El Pilar y Núñez del Cuvillo (en este orden).

El cartel ha sido presentado hoy en el Salón de Carteles de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla con la presencia de tres de los toreros intervinientes: El Juli, El Cid y Lama de Góngora.

También participaron en el acto el Fiscal de la Maestranza, Santiago de León y Domecq, la autora del cartel, Reyes de la Lastra; la presidenta de Cruz Roja en Sevilla, Amalia Gómez; el presidente del Bando de Alimentos, Juan Pedro Álvarez; y los empresarios Eduardo Canorea y Ramón Valencia.

En nombre de la Empresa Pagés tomó la palabra Ramón Valencia, que agradeció la colaboración y la receptividad de los toreros con esta noble causa. También explicó que los precios para esta festejos son “solo un poquito más altos que los de una novillada”.

Por su parte, Amalia Gómez agradeció a toreros, Maestranza y Empresa Pagés esta iniciativa en nombre de la Cruz Roja y de todas las personas que se van a ver beneficiadas. También el presidente del Banco de Alimentos, Juan pedro Álvarez, tuvo palabras de agradecimiento y ofreció un dato importante: “Estamos atendiendo en sevilla a 60.000 personas y gracias a este festival vamos a incrementar esa atención en un 15 por ciento”.

alt

Toreros

El Juli, por su parte, explicó que “para un torero es una satisfacción poder ayudar con tu tauromaquia a la Cruz Roja y al Banco de Alimentos para apoyar a la gente desfavorecida, ojalá que la plaza se vea llena ese día”.

El Cid destacó el esfuerzo que va a hacer mucha gente para asistir a este festejo: “Ellos son los verdadereamente importantes porque van a aportar veinte o cuarenta euros realizando un esfuerzo para vernos y para contrubuir a una buena causa”.

Finalmente Lama de Góngora quiso agradecer a los organizadores “y a las figuras del toreo que me hayan permitido compartir cartel con ellos en este día tan bonito”.

La autora del cartel, la pintora sevillana Reyes de la Lastra, explicó que el número 1 de aparece en la obra encierra una gran simbología porque se trata de un cartel de números uno y porque el público que asista también será número uno en solidaridad.

VENTA DE ENTRADAS

Los despachos de taquilla estarán abiertos desde el lunes 7 al viernes 11 de octubre de 10 a 14 horas y de 17 a 20 horas. El día de la celebración del festival, los despachos estarán abiertos ininterrumpidamente desde las diez de la mañana hasta la hora de comienzo del mismo.

Los señores abonados tendrán reservadas sus localidades el lunes 7 y el martes 8 de octubre de 10 a 14 horas y de 17 a 20 horas.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

Toros

El Juli en los 118 años de la Plaza El Paseo

 

El primero de noviembre será el 118 aniversario de la Plaza El Paseo y ahí estará Julián López El Juli. Foto: El Sol de San Luis. El Sol de San Luis 11 de octubre de 2013
Redacción / El Sol de San Luis

San Luis Potosí, San Luis Potosí.- En grande se festejarán los 118 años de la fundación de la Plaza de Toros Monumental El Paseo, el próximo primero de noviembre, con la presencia de la primera figura mundial Julián López El Juli y un cartel que se dará a conocer en estos días, pero que se adelanta, será a la altura que amerita la ocasión.

Apenas se anunció la presencia de Julián López El Juli en la Plaza de El Paseo y la venta de boletos comenzó a tener fluidez, de modo que todo indica, habrá un lleno en la Monumental El Paseo, el próximo primero de noviembre.

Hay que señalar que El Juli tiene casi dos años de no actuar en la Plaza de El Paseo, pues la última vez que lo hizo fue en las corridas de la Revolución, en noviembre de 2011, además hay que señalar que han sido dos veces que se ha cancelado la corrida con el torero español, primero por el accidente automovilístico que tuvo en España y luego por una cornada que sufrió en Madrid.

Pero ahora, hay que esperar que El Juli esté listo para este primero de noviembre y se celebre esta corrida.

Como se mencionaba, se considera que los alternantes y el ganado para esta corrida sea de primera y por esto no descarte que uno de los alternantes sea la primera figura de México Eulalio López Zotoluco.

El empresario Joaquín Guerra quiere festejar en grande los 118 años de la Monumental El Paseo, fundada el primero de noviembre de 1895, por lo que es la plaza, de las consideradas de primera en el país, más antigua de México.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

ZARAGOZA Lleno aparente en la quinta de feria

El poder de El Juli y la clase de El ‘Fino’

 

Publicación: 11/10/2013 (19:58)

JAVIER SESMA

Zaragoza (España). El poder y la clase se dieron la mano en al quinta de feria. El Juli y Finito, cada uno con sus armas, compusieron la trama argumental de la quinta de El Pilar, en la que por fin La Misericordia se llenó de manera aparente. El Juli hizo bueno un toro mediano que rompió a más y a mejor por el buen trato que le dispensó el maestro madrileño mientras El Fino recordó sus mejores años con una faena que contuvo muletazos deliciosos al cuarto, toro excelentemente definido, de hechuras y comportamiento, con el que salió a relucir la clase de los mejores años de este torero. Lo demás careció de fuste, tanto los toros que completaron los lotes de ambos matadores, como los dos ejemplares que sorteó Morante, malos de verdad y sin ninguna opción.

Finito bordó el saludo capotero al primero, ganando terreno y remantando en los medios. El toro se dejó en el peto del caballo la poca fuerza que traía. Finito tuvo que ejercer de enfermero y lidiarlo a media altura para evitar que doblara las manos. El público le pidió que abreviara. Luego bordó el toreo al natural al cuarto, en series bellísimas con un toro que humilló con calidad y se entregó al torero. Simbiosis perfecta para una gran faena de muleta. Cuando el toro se afligió lo mató de gran estocada tras pinchazo y dio una vuelta al ruedo.

Bonito toro el tercero. Poco picado. Mediano, sin clase y sin querer empujarla. El Juli estuvo muy por encima de él. A base de esfuerzo y técnica lo rompe para delante y por abajo. Todo poder. Con la derecha perfecto. Le fue sacando todo lo que llevaba dentro el toro, que no era mucho. Todo lo hizo El Juli. Después de media estocada, hubo clamorosa petición de la segunda oreja pero el palco volvió a hacer el ridículo. El toro de la jota tampoco ayudó al triunfo. El Juli intentó torearlo en los medios tratando que el animal no se fuera a tableros y sólo lo consiguió a medias.

Morante sorteó por delante un ‘zalduendo’ mansurrón, que tendió a echar la cara arriba y no se empleó en los primeros tercios. Lo fue consintiendo el sevillano, muy firme, tanto, que casi le cuesta una cornada tras darse la vuelta el toro con celeridad. A mitad de faena buscó tablas, el torero lo intentó en paralelo pero ya no hubo forma. Le sacó lo que no tenía. El quinto no tenía ni fuerza ni casta. Con guasa además de la que no se ve. Haciéndose el lila. Morante vio desde el principio que no tenía condiciones ni quería colaborar. Se lo quitó de enmedio de manera poco aseada y fue abroncado.

Plaza de toros de Zaragoza. Quinta de la Feria de El Pilar. Lleno aparente. Tres toros de Vellosino (1º, 5º y 6º) y tres de Zalduendo, de variada presencia y juego. Destacó el cuarto. Finito de Córdoba, silencio y vuelta al ruedo tras aviso; Morante de la Puebla, silencio y bronca; El Juli, oreja con fuerte petición de la segunda y ovación. Se desmonteraron Álvaro Oliver y El Algabeño

FOTOGRAFIA  @ElEsporton

AVANCE La Feria de Pascua, a finales de abril

La temporada 2014 en Arles ya está en marcha

Publicación: 11/10/2013 (16:26)

MICA CRESSENTY

Arles (Francia) La empresa comandada por Luc Jalabert ha definido el calendario taurino para la temporada 2014 en la plaza de toros de Arles.

Así, la Feria de Pascua se desarrollará del viernes 18 al lunes 21 de abril de 2014 mientras la Feria del Arroz se dará entre el viernes 12 y el domingo 14 de septiembre 2014.

Los carteles serán presentados el sábado 25 de enero 2014 en una gala donde serán entregados los premios a los triunfadores de la temporada 2013.

TELEVISIÓN Este sábado, en La2 de TVE

Los últimos coletazos de la temporada, en Tendido Cero

Publicación: 11/10/2013 (17:09)

MUNDOTORO

Madrid (España) ‘Tendido cero’ se centra esta semana en las primeras corridas de la Feria del Pilar que se celebra estos días en Zaragoza. Entre otros contenidos, el equipo del programa entrevistará al empresario Manuel Martínez Erice, con motivo del cierre de temporada en Las Ventas, y analizarán cómo afecta la crisis a la producción artesanal de las sastrerías de toreros.

‘Tendido cero’ ofrecerá en esta entrega un reportaje sobre los primeros festejos de la Feria del Pilar de Zaragoza, la Final del Certamen ‘Camino hacia Las Ventas’, y la corrida de toros de la Feria de Zafra. El programa taurino de La 2 emitirá este sábado un amplio resumen de las dos últimas corridas de la Feria de Otoño de Madrid, con declaraciones del heridoJoselito Adame y con especial atención a la actuación de Antonio Ferrera

En la sección ‘De Memoria’ se recordará la corrida de la Cruz Roja de Sevilla del año 1948. Ofrecerán además un reportaje sobre cómo afecta la crisis a la producción artesanal de las sastrerías de toreros, y un musical sobre la exposición de pintura de Isabel Rivas sobre escenas y personajes cotidianos de Las Ventas. Precisamente sobre la Monumental madrileña, se incluye una entrevista con el empresario Manuel Martínez Erice, con motivo del cierre de temporada.

También en RTVE.es y en las redes sociales

El espacio taurino de TVE dirigido por Federico Arnás, a través de su web http://www.rtve.es/tendidocero, pone a disposición de los espectadores todos los programas para volver a disfrutar de ellos en cualquier momento. Además, los internautas pueden enviar sus comentarios y conocer las últimas novedades del mundo taurino en la cuenta del programa en Facebook (www.facebook.com/tendidocero), que cuenta ya con más de 26.400 seguidores y en la de Twitter (@tendidocero), con 27.800.

Podría reaparecer de la mano de Casa Toreros

Cavazos se lo piensa

Publicación: 11/10/2013 (09:41)

MUNDOTORO

Madrid (España) El matador de toros Eloy Cavazos, el último mexicano en salir por la Puerta Grande de Las Ventas de Madrid, el gran “reventador” de taquillas, podría reaparecer en el año entrante, según comentó el periodista Heriberto Murrieta en México. Cavazos volvería a los ruedos en 2014 de la mano de Casa Toreros para hacer un temporada breve. 

Eloy Cavazos (25 de agosto de 1949), debutó como novillero el 12 de junio de 1966, en la Plaza México con el novillo de nombre “Trovador”, de la ganadería de Santa Martha, y compartiendo cartel con Gonzalo Iturbe y Leonardo Manzanos. Cortó dos orejas. Tomó la alternativa en la plaza de Monterrey el 28 de agosto de 1966 a la edad de 17 años y 3 días. Su padrino fue Antonio Velázquez y el testigo de la ceremonia Manolo Martínez. Se doctoró con el toro “Generoso”, número 69 de la ganadería deSan Miguel de Mimiahuapam.

Se retiró definitivamente de los ruedos el 16 de noviembre de 2008 enMonterrey, cortando 4 orejas y 2 rabos. Sus cifras como matador de toros son impresionantes. Corridas de Toros: 1907; Orejas cortadas: 3974; Rabos cortados: 708; Patas cortadas: 9; Toros Indultados: 38; Alternativas concedidas: 62. Asimismo, durante su carrera sufrió 20 cornadas y 14 fracturas.

MÉXICO Concurso Nacional de Escuelas Taurinas

Guadalajara, con la cantera

Publicación: 11/10/2013 (10:33)

MUNDOTORO

Madrid (España) El próximo domingo 13 de octubre la plaza de toros del Nuevo Progreso de Guadalajara acogerá el Concurso Nacional de Escuelas Taurinas con acceso gratuito para todo el público.

Gracias al apoyo de los ganaderos que han hecho posible estos festejos se lidiarán erales de Marrón, Boquilla del Carmen, Xajay, Santa Fé del Campo, Chinampas y De Monserrat. Cabe destacar también la colaboración de la Unión Mexicana de Picadores y Banderilleros, así como de los miembros del Sindicato del Servicio Interior de Plaza (Monosabios).

Actuarán alumnos categoría B de entre los 14 y 17 años de edad.Francisco Miramontes “Lagartijo” (Academia Municipal Taurina de Guadalajara), José María Pastor (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Joel Arturo Delgado “El Panita” (Academia Taurina Municipal de Aguascalientes), Cayetano Delgado (Escuela Taurina de Monterrey), Pablo Vite (Escuela Taurina Hidalguense), Mariano Sescosse (Escuela del Arte y la Cultura de Zacatecas), José María Hermosillo(Escuela de Espectáculos Taurinos de México) y Juan Pedro Llaguno(Escuela Taurina De Querétaro). 

Se disputaran premios en metálico así como avíos de torear para los triunfadores, donados por varios patrocinadores. El festejo comenzará a las 4:30 de la tarde y la entrada será totalmente gratuita.

AGENDA Lo recibirá el 4 de noviembre en Madrid

Rincón, X Premio Bienvenida a los Valores Humanos

Publicación: 11/10/2013 (12:32)

MUNDOTORO

Madrid (España) El matador de toros César Rincón recibirá el X Premio Antonio Bienvenida a los valores Humanos que concede el Círculo Taurino Amigos de la Dinastía Bienvenida. La Junta Directiva de esta entidad, presidida por D. Fernando Claramunt y Miguel Mejías “Bienvenida”, ha acordado formalmente otorgar este galardón al diestro y ganadero colombiano como reconocimiento expreso a la ejemplaridad dimanante del ejercicio de altos valores demostrados a lo largo de su trayectoria profesional basada en el sacrificio, espíritu de lucha y superación humana durante largas temporadas que le permitieron caminar por la senda del triunfo y ocupar la merecida posición de figura del toreo mundial, contribuyendo con ello al mayor engrandecimiento de la tauromaquia.

La ceremonia de entrega del premio tendrá lugar en la sede del Aula de Tauromaquia “Ángel Luis Bienvenida” del Teatro “Muñoz Seca” de Madrid el Lunes 4 de Noviembre.

En ediciones anteriores el referido trofeo fue concedido a las personalidades siguientes: 2004, J. A, Ruiz “Espartaco”.– 2005, Sacerdote dominicoMiguel G. Liquete.- 2006, Paquito Fernández Ochoa.- 2007, Enrique Ponce.- 2008, Banderillero Adrián Gómez.– 2009, Silvia Camacho.- 2010 Serafín Marín / Afición de Barcelona.- 2011, Juan José Padilla.- 2012, David Mora.

La creación de este premio, un trofeo obra del escultor Santiago de Santiago, en el año 2004, se fundamentó en ofrecer legítimo reconocimiento y homenaje a aquellas personas relacionadas con el toreo que fueran portadoras de virtudes y valores que favorecieran al mejor prestigio moral y social de la Tauromaquia, y a su mayor engrandecimiento, tomando como ejemplo el honorable legado de tan destacado miembro de nuestra dinastía torera como lo fue el legendario matador D. Antonio Bienvenida.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

El talento de El Juli y la torería fugaz de Finito

CARMELO MOYA 11/10/2013

TODO DISPUESTO PARA QUE COMIENCE LA QUINTA DE FERIA

17:00 Con casi lleno en los tendidos se anuncian tres toros de Vellosino (1º, 5º y 6º) y tres de Zalduendo que serán lidiados en 2º, 3º y 4º lugares. La composición ganadera no ha sido fruto de un improvisado baile de corrales sino que ya se planteó así al anunciar el cartel. La terna está formada por Finito de Córdoba, Morante de la Puebla y Julián López “El Juli”.

UN CADÁVER AMBULANTE

17:53 El primer toro de Vellosino fue un alma en pena rodando constantemente por los suelos de La Misericordia. Debió ser devuelto pero la presidencia optó, erróneamente, por mantenerlo en la arena. Ante él, Finito pajareó para hacer tiempo antes de tomar la espada con la que estuvo fallón en dos ocasiones antes de que el toro terminara por derrumbarse definitivamente. Silencio.

ARRASTRADO EL SEGUNDO… ¿TORO?

18:10 Que pertenecía a la raza bovina es cierto mas que fuera bravo no. Ni que se mantuviera en pie lo suficiente para aguantar una lidia superficial y pinturera, de destellitos apenas, sin pretensiones. Otro toro que debió ser devuelto y que la presidencia mantuvo en el ruedo. El de Zalduendo fue abroncado en el arrastre. Para Morante, después de media estocada contraria y un bajonazo, el silencio. Tal y como van las cosas, un premio.

EL JULI PINTA DE BLANCO LA MISERICORDIA

18:37 Rotunda la petición de trofeos tras el arrastre del tercero, un Zalduendo flojo también pero que en manos de El Juli duró una eternidad. El palco no atendió el clamor del público y lo dejó en un trofeo tras una labor completa, por los dos pitones y con un epílogo de recursos por la cara que no sólo consiguió exprimir al máximo al toro sino que además lo lució. ¡Qué talento! Mató de media fulminante.

LA TORERÍA SIN PREMIO DE FINITO

19:02 El cuarto toro de Zalduendo fue otro lisiado que anduvo por los suelos con gran frecuencia. El de Córdoba, que brindó a El Juli, se relajó ligando muletazos desmayados con ese perfume del toreo de siempre, mayormente por el lado izquierdo, para rematar de un espadazo tras pinchar en la primera ocasión. La petición de oreja no fue atendida. La vuelta al ruedo, de clamor.

MORANTE EL EXPEDITIVO

19:17 Ante el tullido de Vellosino Morante no se da coba. En menos de dos minutos se lo quita de en medio de un bajonazo efectivo. Bronca.

CORRECTO EL JULI CON EL TORO DE CIERRE

19: 39 La única cualidad del toro fue su movilidad engañosa y El Juli parece que iba a hacerse con él pero a mitad de faena el toro demostró que tenía ideas propias y buscó tablas desmontando los planes del de Velilla. Mató de 1/2 trasera y descabello y puso fin a una tarde que pivotó en torno a Morante pero a la postre fue el que pasó más desapercibido.

TOROS

Duermevela, un toro soñado

Fandiño plantó cara al bravísimo de Parladé y pechó con un ‘cuvillo’ de banderillas negras

CARMELO MOYA 11/10/2013

Magnífico muletazo de Iván Fandiño conduciendo la avalancha de bravura que descarga el toro Duermevela, de Parladé, arrastrando el hocico con superior codicia.

Magnífico muletazo de Iván Fandiño conduciendo la avalancha de bravura que descarga el toro Duermevela, de Parladé, arrastrando el hocico con superior codicia.Foto: ÁNGEL DE CASTRO

Galería de fotos

Ver galería completa, 33 fotos…

Edición en PDF

Version en PDF de la noticia, página 108Esta noticia pertenece a la edición en papel de El Periódico de Aragón.

Para acceder a los contenidos de la hemeroteca debe ser usuario registrado de El Periódico de Aragón y tener una suscripción.

Pulsa aquí para ver archivo (pdf)

Confirmando las previsones de los más avezados, la corrida de Núñez del Cuvillo resultó un muestrario de cuatro toretes en el límite de la presencia que un coso como el de Zaragoza requiere. Cierto que por delante lucieron buhídas encornaduras –ese es denominador común de lo que llevamos de feria– y con eso se tapaban. Cuántas veces hemos visto salir al ruedo novilladas más aparentes…

Pero el sistema está así y para ver a determinados toreros hay que tragar con corridas que, de entrada, no deberían ni siquiera embarcarse en las fincas con destino al Portillo. Qué infamante contraste con el volumen de otras gayumbadas que aquí se han lidiado. Y si eso fue ayer, con Morante y El Juli, el nivel de exigencia hoy puede intuirse.

Pero el destino caprichoso quiso que de entre ese hato de torillos se colara como remiendo un ejemplar de Parladé.

Duermevela, número 84, impenitente viajero que en los últimos meses había recorrido plazas y plazas, nunca pudo imaginar que acabaría sus días a la vera del Pilar y en el cielo de los bravos.

Desde su salida decargó una torrentera de indómita bravura, muy encastada, que siempre liberaba por abajo, humillado y entregadísimo pero con clase.

Fue un toro para mandar a los albañiles a medio escalafón pero Iván Fandiño le plantó cara en los medios en una faena firme, ligada y de mucha autoridad que planteó invadiendo los terrenos del toro, en la misma válvula de riego, donde más pesan los toros.

El de Orduña aperturó con estatuarios al hilo de las tablas y cuando se percató del ímpetu del animal, con todo por delante en actitud enteramente atacante, optó por apostar a todo o nada.

También lo lució en las primeras series citándolo de largo. Entonces el público rugió empatizando con el torero que fue dios padre parando aquela avalancha, conduciéndola, sometiéndola a la obediencia y disciplina de la franela. Si el pitón derecho era bueno, el izquierdo, extraordinario.

Pero los hados antojaron el desvarío de una obra imperfecta y pusieron en la espada de Fandiño la herramienta chunga.

El toro ganó un arrastre lento póstumo y la gloria de su linaje e Iván una vuelta al ruedo como las que antes ponían a un torero en órbita.

A remolque de esa pesadumbre hubo de enfrentarse con un manso huidizo que fue oprobiosamente condenado a banderillas negras. Ante él estuvo firme y resuelto y si no lo pincha quizá hasta hubiera optado a premio.

Mucho peor balance pero menos fatigas pasó Manuel Jesús El Cid ante un toro reservón –su primero– y a la defensiva. Ambos decidieron no molestarse. Y ante su segundo, sin estar mal, tan solo resolvió, sin ambición ninguna, perdiéndose en probaturas.

Juan José Padilla fue la entrega constante en todos los tercios. En su primero, un toro de gran calidad al que no terminó de cuajar y tragando con el sobrero de Parladé, un barrabás con casi seis años (solo por unos días) que pasó toda su lidia huyendo de los toreros. Poco importó al de Jerez pues lo saludó de hinojos con tres largas cambiadas en el tercio, le aplicó su consabido repertorio en banderillas y con la muleta, de nuevo de rodillas, encadenó una docena de pases sin enmendar los terrenos, apenas en un metro cuadradado. Qué tío. Qué envidiable fe en sí mismo.

A partir de ahí todo fueron carreras persecutorias, pases robados de uno en uno, intentos vanos de su gobierno. El toro ya había decidido salir de naja renunciando a cualquier tipo de combate. Claro que, menudo es Padilla. Un hueso duro de roer.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

La Revolera

Una faena para la historia

Por Paco Mora Más artículos de este autor

Por Paco Mora

Nada hacía presagiar que el zalduendo que hizo cuarto de la tarde podría ser el lienzo en el que Finito plasmaría una de la faenas más bellas que han contemplado esta temporada las plazas de toros de la geografía española.

Diez verónicas rematadas con una media velazqueña que fue un clavel reventón de belleza y clasicismo, y el remate de la larga cordobesa  con la que salió parsimoniosamente de la cara del toro, fue el preludio de una obra de arte desde el primer al último muletazo en su segundo toro. Nada hacía presagiar que el zalduendo que hizo cuarto de la tarde podría ser el lienzo en el que el de Arrecife de La Carlota plasmaría una de la faenas más bellas que han contemplado esta temporada las plazas de toros de la geografía española. Naturales lentos, interminables, arrastrando la muleta a cuatro dedos de los belfos del toro, rematados con pases de pecho de enorme dimensión y torería y pases con la derecha encajado y girando la cintura con la planta atornillada a la arena, rubricados en varias ocasiones con ese pase de la firma que en las muñecas del cordobés adquiere categoría de fundamental, pusieron la plaza Pignatelli en pie dando a las ovaciones carácter de emocionado estruendo. Un pinchazo previo a una gran estocada. El toro que se mostró renuente a doblar así como la cicatería de la presidencia, dejaron tanta belleza sin premio. Había brindado El Fino a Julián López “El Juli”. A tal señor tal honor. De cómo está el toreo en estos tiempos da idea clara que este monstruo del toreo llamado Finito de Córdoba no haya pasado de las veinte corridas en la temporada que está dando las últimas boqueadas.

Todavía está ahí América. Simón Casas, ese taurino-productor lleno de ideas y capaz de las mayores hazañas empresariales, debería planteárselo. El Fino no puede, no debe pasar este invierno en blanco estando en el momento que está. A las seis faenas de que hablábamos hace unas semanas, habrá que añadir la  de esta tarde: “La tarde de El Fino en Zaragoza”. Una faena para la historia.

Arles define sus fechas

La temporada en este coso galo arrancará el 18 de abril

Por Redacción APLAUSOS Más artículos de este autor

La empresa de la plaza de toros de Arles ha comunicado las fechas para la temporada 2014. El coso que dirige Luc Jalabert ha dado a conocer que la Feria de Pascua tendrá lugar entre el viernes 18 y el lunes 21 de abril.

Por lo que respecta a la Feria del Arroz, se llevará a cabo entre el viernes 12 y el domingo 14 de septiembre. Los carteles y la programación para el curso que viene se conocerán oficialmente el 25 de enero de 2014.

Lea Vicens por Paco Ojeda en el festival de La Puebla del Río

El festejo está programado para este domingo 13 de octubre

Por Redacción APLAUSOS Más artículos de este autor

La rejoneadora francesa Lea Vicens sustituye a Paco Ojeda en el festival del próximo domingo en la localidad sevillana de La Puebla del Río ya que el torero de Sanlúcar no podrá hacer el paseíllo tras resentirse de su lesión en la médula. Con este cambio, el cartel queda compuesto por Diego Ventura, Lea Vicens, Morante de la Puebla, Juli, Fandi, Talavante y el novillero Pablo Sobrino.

Simón Casas, nuevo apoderado de Leonardo Hernández

Acuerdo con el clásico apretón de manos y por tiempo indefinido

Por Redacción APLAUSOS Más artículos de este autor

Leonardo Hernández y Simón Casas han llegado a un acuerdo por el que el productor francés es desde hoy mismo el nuevo apoderado del rejoneador extremeño.

El apoderamiento se ha sellado sin contrato de por medio, por tiempo indefinido y con el clásico apretón de manos. En declaraciones a Aplausos, Casas se mostraba “muy ilusionado con el apoderamiento, ya que Leonardo tiene todas las cualidades para convertirse en figura del rejoneo. Además, tras la temporada mexicana, por fin podrá comenzar la campaña 2014 en Europa con la cuadra unificada -hay que recordar que este año los mejores caballos del jinete permanecían retenidos en el país azteca- con las máximas garantías”.

Pese a que todas las contrataciones y dirección de la carrera de Leonardo correrán a cargo de Simón Casas, su tío Pedro Hernández seguirá en el equipo y le acompañará en todos sus compromisos.

Paco Ojeda: “No puedo ni coger la muleta”

El torero, baja en los festivales de La Puebla y Beaucaire tras resentirse de su lesión en la médula

Por Jorge Casals Más artículos de este autor

Paco Ojeda no podrá hacer el paseíllo este domingo en La Puebla del Rio ni tampoco en el festival de Beaucaire (Francia) tras resentirse de la intervención a la que fue sometido hace dos años de un astrocitoma medular cervical. El torero deberá guardar reposo absoluto y se le ha prohibido realizar cualquier esfuerzo físico que podría empeorar su situación.

“Al estirparme el tumor de la médula, me quitaron mucho hueso, más de lo que yo pensaba. Esa zona, que quedó muy desprotegida, se ha resentido y se ha inflamado después de todos los esfuerzos que he hecho estos últimos meses, preparándome para reaparecer a caballo. Todos los días montaba y me preparaba muy duro y me ha pasado factura”,relata el propio Paco Ojeda, quien añade que esta semana, preparándose en el campo para torear a pie el festival de La Puebla, llegó un momento en el que no pudo ni coger la muleta. “Hice tres tentaderos seguidos, algo que hacía tiempo que no hacía. Me estaba encontrando muy bien, disfrutaba, pero ya en el último tentadero, en la ganadería de Mari Carmen Camacho, tuve que tirar la muleta porque no podía con ella. Ahora, apenas puedo levantar el brazo hasta la cabeza”.

Este parón supone un jarro de agua fría para el torero, que se encontraba “muy ilusionado con estos festivales, parecía que iba a tomar la alternativa de nuevo. Pero voy a seguir luchando y ha hacer lo que esté en mis manos para seguir adelante, la ilusión no la quiero perder”.

Aunque hay que esperar a que remita la inflamación, Ojeda cree que deberá ser operado de nuevo para colocarle una placa que proteja la zona afectada.

_____________________________________________________

_____________________________________________________

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: